5 claves de la rutina facial para pieles secas – Revista Para Ti
 

5 claves de la rutina facial para pieles secas

Avene, skincare, rutina de cuidado facial
En época de bajas temperaturas son las que más necesitan cuidados extra: te contamos cuáles son.
Belleza
Belleza

De cara al invierno y con temperaturas que ya son extremadamente bajas, los cuidados de la salud deben potenciarse. Sin embargo, más allá del abrigo extra que hay que llevar al salir de casa, es fundamental tomar otros recaudos.

La piel, el órgano más grande del cuerpo humano, es uno de los que se encuentra más expuesto en estas situaciones: la cara y las manos son los que más daño pueden sufrir.

Si bien pueden ser muchas las razones por las que el frío causa estos problemas, hay dos principales: la vasoconstricción de los capilares (o estrechamiento del vaso sanguíneo), que hace que el organismo evite que el hombre pierda el calor necesario del cuerpo con estas temperaturas extremas, y ante este proceso genera la disminución del riego sanguíneo y así la piel recibe menos oxígeno y nutrientes, llevando a una piel deshidratada, con una lenta renovación celular. Por otro lado, la calefacción que evapora la humedad de los ambientes y, por lo tanto, de la piel, haciendo que esta se reseque.

Frente a ello, a los cambios de temperatura, los vientos y la humedad presentes durante este periodo de tiempo, tal como indica la Dra Ana María Sassu (M.P. 6249) de Boreal Salud, es fundamental seguir algunos consejos:

  1. Tomar abundante líquido: para mantener la piel naturalmente hidratada
  2. Nutrir la piel con cremas o emulsiones hidratantes: que colaboren y eviten la piel seca y tirante. Es fundamental utilizar estas a la mañana y por la noche, pero también durante el día si la piel lo necesita.
  3. Limpiarse el rostro con leche o gel de limpieza hipoalergénicos.
  4. Usar desmaquillantes: para evitar futuras impurezas en la piel.
  5. Usar protección solar: todos los días, incluso cuando esté nublado.
  6. Cuidar especialmente los labios: es una de las zonas más sensibles por lo que hay que incrementar la hidratación, utilizando bálsamos labiales a diario, tantas veces como sea necesario.
  7. Evitar fuentes de calor directas: no poner las manos en la calefacción al llegar de afuera, ya que el contraste es muy dañino para la piel. En este mismo sentido, evitar duchas con agua muy caliente, ya que también pueden provocar deshidratación cutánea.
  8. Utilizar humidificador: la utilización constante de este objeto ayuda a evitar el ambiente reseco que crean las calefacciones.

“El frío, el viento helado o la sequedad del ambiente provocada por la calefacción provocan problemas cutáneos como labios deshidratados, rojeces en las mejillas, irritaciones y sensación de tirantez, entre otros molestos inconvenientes. Por ello, es sumamente importante prestarle atención y dedicarle a este gran órgano los cuidados que necesita”, finaliza la Dra. Sassu.

Rutina de skincare ideal para pieles secas

1-El primer paso es la limpieza: será necesario optar por productos no abrasivos, como las leches de limpieza que suelen ser efectivas pero gentiles con la piel. Si el limpiador que estás utilizando te deja una sensación de tirantez, quizás es hora de reservarlo para el verano y optar por uno más suave.

2-Luego continuamos con la aplicación de un tónico, que debe tener una fórmula libre de alcohol. Optar por aquellos que dicen ser hidratantes, descongestivos e indicados para pieles secas. Complementarás, así, la limpieza y tu piel quedará tonificada y lista para el paso siguiente.

3- El tercer paso es la hidratación: para el día, lo mejor es aplicar una crema hidratante con FPS 20. Además, podés complementar este paso con una crema contorno de ojos para concentrar la hidratación en esta zona cuya piel es muy delgada.

Opcional: podés reemplazar el paso anterior si aplicás una BB cream con ingredientes hidratantes y FPS. Además, al venir tonalizadas brindan una terminación luminosa y uniforme de la piel del rostro.

4- Para reforzar la hidratación en el día las brumas faciales son la solución, ya que las podés pulverizar fácilmente y la piel la absorbe en cuestión de segundos. Hay todo tipo de brumas y vienen en envases súper cómodos para llevar con vos a donde vayas. Agua termal, agua de rosas, manzanilla o con ácido hialurónico: el mercado ofrece un sinfín de opciones, con diferentes precios, así que no tenés excusa.

5- Por último te recomendamos realizar una hidratación extra durante la noche. Luego de la limpieza y tonificación, podés aplicar una crea nutritiva con propiedades emolientes para que actúe durante las horas de descanso.

No olvidarse de hidratar los labios y las manos

Dos zonas del cuerpo que sufren (¡y mucho!) son los labios y las manos: por eso siempre hay que tener un bálsamo labial e irlo reaplicando durante el día, ya que los labios no se lubrican naturalmente y se percuden con el frío.

En cuanto a las manos, si te resulta incómodo ponerte crema en el día, podés hacerlo antes de ir a dormir, colocando una capa gruesa y haciendo masajes hasta absorber todo el producto. Son muy buenas las que tienen Vitamina A: al día siguiente vas a notar una gran diferencia y la piel de tus manos súper suave.

Más información en parati.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig