3 ricas recetas croatas para hacer con zapallo – Para Ti
 

3 ricas recetas croatas para hacer con zapallo

La propuesta gastronómica croata es un viaje sensitivo a través de los aromas y sabores mediterráneos con una gran influencia turca, griega, italiana y austro húngara, dando como resultado una fusión incomparable. Hoy te presentamos tres platos típicos elaborados con una verdura de estación: el zapallo.
Lifestyle
Lifestyle

En otoño la naturaleza nos regala variedades de verduras, hortalizas y frutas de diversos colores, aunque sin duda uno de los alimentos más elegidos es el zapallo. Versátil, sano y sabroso, permite crear diversos platos, dulces e incluso tortas, convirtiéndose en un producto culinario de excelencia y sobre todo, económico.

Croacia ha cobrado popularidad por su atractivo turístico, un país pequeño, pero con paisajes únicos y deslumbrantes y una historia muy interesante que vuelca en la riqueza de su gastronomía. Su cocina surge del cruce de culturas, reflejando el paso de las distintas civilizaciones en cada uno de sus platos, tradición que se mantiene en gran parte de los croatas que emigraron hacia la Argentina.

1. Cheesecake de calabaza y nueces caramelizadas, se debe servir bien frío

Fotografía y receta: Strawberry Soup

Ingredientes

Base:

  • 200 g de galletas molidas tipo María
  • 3 cucharadas de azúcar morena (puede ser azúcar blanca)
  • 1 cucharadita de canela
  • 1 cucharadita de jengibre
  • ½ cucharadita de nuez moscada
  • 100 g de manteca derretida.

Crema:

  • 420 g de queso crema
  • 2 huevos
  • 2 cucharadas de fécula de maíz
  • 1 cucharadita de canela
  • 2 cucharadas de miel
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 300 g de puré de calabaza
  • 70 ml de crema batida

Nueces caramelizadas en miel:

  • 1 cucharada de manteca
  • 2 cucharadas de miel
  • media cucharadita de canela o alguna otra especia al gusto  
  • 1 taza grande de nueces enteras

Preparación

  • Paso 1: pelá una calabaza, sacarle las semillas y hornearla. Una vez horneada, hacé un puré. El puré se puede utilizarlo inmediatamente o congelarlo. Si parece translúcido (especialmente después de descongelarlo), pasalo por un colador de malla fina para drenar el exceso de agua.
  • Paso 2: molé las galletas y mezclalas con el azúcar, las especias y la manteca derretida formando un arenado. Colocá la mezcla sobre un molde para horno forrado con papel de horno. Horneá las galletas en un horno precalentado a 190 grados durante 3-4 minutos, luego retiralas.
  • Paso 3: prepará la crema. Mezclá el queso crema, los huevos, la fécula de maíz, la canela, la miel, la vainilla y el puré de calabaza. Mezclá bien con una batidora para obtener una mezcla uniforme.
  • Paso 4: batí aparte la crema a ¾ punto con una cucharada de azúcar y luego mezclá con el resto de la preparación.
  • Paso 5: verté la preparación sobre la base de galleta y horneá durante 35 minutos en un horno precalentado a 180 grados.
  • Paso 6: mientras tanto, prepará las nueces. Derretí la manteca en una sartén y mezclala con miel y canela. Agregá las nueces y cociná a fuego lento durante 5-6 minutos. Es necesario remover con frecuencia para que la miel no se queme. Luego colocá las nueces sobre una base forrada con papel de horno, acomodalas de manera que no queden una encima de la otra y déjalas enfriar por completo. Luego colocarlas sobre la torta enfriada. Consejo: ¡no ahorrar en los condimentos ni en las nueces!

2. Mermelada otoñal, se puede utilizar en panqueques, panes o ¡sola con cuchara!

Fotografía y receta: Alica Bjeli Dudokovic.

Ingredientes

  • 1 kg de calabaza pelada
  • 1 kg de peras peladas
  • 1 kg de manzanas peladas
  • 1 limón,
  • 1 cucharada de canela
  • 30 ml de extracto de anís estrellado
  • 1 cucharadita de cardamomo en polvo
  • 600 g de azúcar

Preparación

  • Paso 1: pelá una calabaza, cortala en trozos, espolvorea con 200 g de azúcar y poné en una olla para cocinar. Dejá reposar. Repetí el procedimiento con las peras en trozos, agregando el azúcar. Cortá las manzanas y espolvorearas con jugo de limón y agregé el azúcar restante. Luego, cociná toda la fruta y revolvé ocasionalmente. Cuando la mezcla haya hervido añadí la canela, el cardamomo y el extracto de anís estrellado. Dejalo cocinar durante unos 20 minutos y revolvé.
  • Paso 2: cuando la fruta se ablande, pasala a una licuadora y continuá la cocción durante otros 15 minutos (hasta llegar a la consistencia deseada).
  • Paso 3: lavá los tarros, calentá a 100 °C y rellenalos con mermelada caliente. Al cerrarlos, dá vuelta sobre la tapa y después de 5 minutos ponerlo nuevamente en posición vertical. Enfriá y almacenar a temperatura ambiente.

El extracto de anís estrellado se prepara poniendo en un frasquito con tapa una cucharadita de los frutos en pequeños trozos, con 30 ml de alcohol al 70%, y se estaciona por 40 días. Luego usar para hacer masitas, tortas, etc.

3. Srudel salado de calabaza y queso fresco (Bučnica), plato popular en Zagreb, su capital croata y áreas cercanas

Ingredientes

Masa:

  • 500 g de harina blanca común (suave),
  • 200 ml de agua tibia,
  • 30 g de manteca o grasa de cerdo,
  • 1 huevo,
  • pizca de sal y aceite vegetal.

Relleno:

  • 400 g de queso fresco (tipo ricota, queso crema consistente, queso cottage),
  • 100 g de crema agria,
  • 1 calabaza,
  • 2 huevos
  • 1/2 cucharada de azúcar
  • 80 g de manteca
  • una pizca de sal

Preparación

  • Paso 1: pelá la calabaza, cortala por la mitad a lo largo, quitá el centro y luego rallá la calabaza en un bowl. Agregá un par de pizcas de sal.
  • Paso 2: tamizá la harina en otro bowl, agregá una pizca de sal, 1 huevo entero, el agua tibia y la manteca. Mezclá con los dedos. Luego colocá sobre una tabla y amasá en forma de pelota. Cubrí con aceite vegetal, luego dejá reposar por 30 minutos.
  • Paso 3: para el relleno, exprimí todo el exceso de agua de la calabaza rallada y colocala en un bowl. Agregá el queso fresco, una pizca de sal, el azúcar, la crema agria y 2 huevos enteros. Mezclá todo junto.
  • Paso 4: espolvoreá la harina sobre una superficie dura con un mantel y extendé la masa hasta que quede muy fina. Cortá los bordes rectos y luego untá aceite sobre la masa con las manos.
  • Paso 5: colocá el relleno en el borde más largo y con ayuda del mantel lo vamos enrollando hacia la mitad hasta que se una. Con un plato, cortá los rollos a la longitud deseada, luego colocalos en una fuente para horno untada con manteca, uno al lado del otro, cubrilas con pedacitos de mantequilla blanda y metelo en el horno, calentado a 195°C, unos 30 minutos.
  • Paso 6: cortalos en pedazos y serví la bučnica lista, caliente o fría.

Quienes quieran conocer más acerca de la gastronómica croata pueden visitar el blog de Jelena Nadinic: https://cocinacroata.wordpress.com/author/cocinacroata/

Jelena Nadinic, es una de las Coordinadoras del Censo Digital de los Croatas y sus Descendientes en la Republica Argentina y miembro del Consejo de Gobierno de los croatas fuera de la República de Croacia.

Más información en parati.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig