Germán Martitegui: qué nos revela la numerología sobre el jurado de MasterChef Celebrity – Para Ti
 

Germán Martitegui: qué nos revela la numerología sobre el jurado de MasterChef Celebrity

El reconocido chef y actual jurado de MasterChef tiene una combinación muy peculiar de ingredientes matemáticos poderosos que entrelazados son los que lo hacen tan especial. En esta nota te contamos todo para que puedas conocerlo en profundidad.
News
News

Una carta numerológica posee varias posiciones numéricas que nos indican funcionamientos específicos de quienes somos, a que vinimos, a donde vamos, donde están nuestros potenciales y cuales son las experiencias y comportamientos a resolver.

Germán Martitegui es una persona súper interesante para conocer con una combinación numérica muy interesante que lo hacen especial.

Comencemos por su natalicio: 16/06/1966. Todo 16 que es un número 7 (1+6) tiene como característica principal apuntar a la excelencia. La vara con que se miden las cosas bajo este número es muy alta, por lo cual no suele conformarse fácilmente con cualquier cosa.

Al número 16 lo recorre la nobleza, lo espiritual, el compromiso, los honores, viajes , proyectos y si tira bien del carro… el éxito concreto.

Esta frecuencia matemática suele manejarse de manera errática e ilusoria más de una vez. Ciertos pensamientos y realidades las monta sobre castillos de cristal, lo que luego hará que se pueda caer o romper de manera inesperada. El 16 no ve con claridad las cosas, a veces le cuesta poder discernir lo que desea o imagina, de lo que realmente es, provocando sufrimiento en el aprendizaje.

Germán Martitegui es uno de los jurados de master Chef. Foto: IG.

Podremos decir que probablemente toda la intensidad mental y creativa del 16/7 le debe haber causado muchas caídas pero sin lugar a dudas muchísimos logros. De hecho no hay un solo 16 que luego de caerse no se levante fortalecido.

A partir de aquí comienzan a aparecer diferentes números de su carta numerológica que jugarán a favor de su 16. Pues todos los números de una carta Pitagórica trabajan en función de la evolución de nuestro natalicio.

Su número del impulso del alma, que proviene de las vocales del nombre y apellido, es un 33/6.

Esta posición matemática require que el mundo interno de Germán salga a la luz. Es un funcionamiento silencioso que necesita poder ponerse de manifiesto para liberarse y actuar. El 33/6 es un número maestro. ¿Que significa? que se le pedirá un compromiso mayor pero también se le devolverá más.

La frecuencia 33/6 es Cristica. Lo invita  a hacer un gran servicio hacia el prójimo y sobre todo a sus seres queridos. En la vibración maestra del 33/6 el amor y la entrega es incondicional. La familia es todo y la búsqueda de la armonía es fundamental. La decisión de su paternidad monoparental de seguro está subida a esta frecuencia 33/6.

Si hay un número que no se banca el conflicto es el 6, por lo cual ya les digo que por debajo de su dureza vive un cachorro hermoso. Todo lo que tenga que ver con la estética, lo armonioso y lo distintivo es típico de esta vibración.  

A veces su amorosidad puede llegar a estar eclipsada por el número de personalidad que lo recorre que en este caso es un 49/13/4. Se llama La versatilid. De hecho el número 13 que acompaña la ruta de este número colabora inmensamente a regenerar y transformer todo lo que no sirve tal cual est, Acompañando las reestructuraciones necesarias para las metas deseadas.  Seguramente nuestro gran chef debe haber tenido que aprender a flexibilizarse para poder conseguir sus logros, de lo contrario el padecimiento y la incomodidad lo deben haber aleccionado.

Esta posición en la carta nos muestra como nos ven los de afuera o como nos mostramos, se puede decir que es la famosa mascara.

Te presentamos la personalidad del gran chef. Foto: IG.

El número 4 ya no es tan dulce como el 6. Esta vibración es más dura, exigente y estructurada. De hecho bajo un 4 puede existir cierta intransigencia, pero está bien fundamentada pues a una personalidad 4 no se le puede decir qué y cómo deben hacer las cosas, más bien será quien dará siempre las indicaciones. De alguna manera, este número le resulta funcional lo metódico y estructural ya que saben llegar al éxito, al dinero y al logro mejor que nadie por su capacidad de empuje y disciplina.

Si sumamos los números del alma y personalidad obtendremos el número del destino.

En el caso de Martitegui es un 1. (33+49= 82.  8+2=10. 1+0=1). El destino nos cuenta el qué y el cómo vamos por la vida. Que experiencias nos llegan y cómo la vamos viviendo. El 1 es un número de vanguardia, empuje, creatividad y liderazgo. Claramente es lo que se puede ver reflejado en su vida.

Creo que la energía individual de esta frecuencia lo ha puesto a Martitegui a tomar el toro por las astas y a no depender de nadie ni de nada para cumplir sus objetivos.

Este número de destino 1 junto con la posición de misión de vida que en el caso del Germán es un 44/8 (16+6+22= 44. El año 1966 pa Pitágoras se suma de una manera que nos da 22) describe y corona de manera perfecta este ejemplar del éxito.

Y por qué lo digo, porqué no hay frecuencia más ponderosa que el 44/8 llamada El pensamiento.

Este es el número maestro más alto de todos.

Nuevamente bajo esta vibración se le pedirá un compromiso mayor en sus acciones, tratará de dar forma material a todo lo que se piense. No existe la acción sin un fin, el 8 debe tener todo controlado y estructurado para la victoria.  De hecho, no tolerará fracasos, por eso es que es un número que esta directamente relacionado con la maestría en materia, el logro, la fortaleza y el éxito en su mejor versión. Esta misión sabe como producir para sí mismo y para los demás. Logrará cumplir cada meta que se proponga.

Pero debe aprender a flexibilizar su estructura mental en algunos casos, para que la rama no se parta.

German junto a sus hijos. Foto: IG.

Finalmente existe una posición que se llama número de poder y es la sumatoria detodos los número de la carta. Este dato sirve para comprender que debemos hacer para volver a empoderarnos y optimizar nuestro funcionamiento.

En el caso de Martitegui el tiene un número que es el 54/9. Se llama el Examen. Es una frecuencia de síntesis y cierre de lo que no nos sirve para quedarnos con nuestra mejor versión.

El 9 debe hacer un embudo y colar las experiencias para comprender que vale la pena en cada situación soltando todo lo inservible o negativo del entorno y de uno mismo. Es un número de altísima reflexión para su propia evolución. Es el Guerrero que lleva dentro ordenando la existencia y buscando justiciar en sus actos.

Debo decir que las coyunturas numéricas de Martitegui son geniales.

Fuente: Julieta Rutenberg, consultora psicológica y numeróloga. INSTA: @julirute/ FB: juli rute. Mail: numerolandia@yahoo.com

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig