Leche de alpiste: la aliada para los diabéticos – Para Ti
 

Leche de alpiste: la aliada para los diabéticos

Las propiedades de esta semilla son casi infinitas. Y la leche que se produce con ella brinda grandes beneficios al organismo ya que ayuda al buen funcionamiento de los riñones, hígado y páncreas, pero, tal vez, su mayor virtud es reducir notablemente los niveles de azúcar en sangre y, por ende, colabora con los controles glucémicos. Te explicamos cómo prepararla y cuándo te conviene consumirla.
Lifestyle
Lifestyle

La leche de alpiste es el resultado del licuado del alpiste puesto previamente en remojo durante, como mínimo, ocho horas. Recibe esta denominación a causa de su color y consistencia, aunque es muy común que también se lo conozca como agua de alpiste. La popularidad de la leche de alpiste ha ido en aumento últimamente y razones para ello no faltan, ya que son muchas las propiedades que posee. Aquí algunas de ellas:

  • Previene el envejecimiento prematuro de la piel, dado que posee gran cantidad de antioxidantes.
  • Ayuda a la desinflamación y al buen funcionamiento de los órganos internos, como por ejemplo, riñones, hígado y páncreas.
  • Elimina las células grasas que se encuentran en la sangre, dado que contiene una elevada cantidad de lipasas -enzimas que se usan en el organismo para disgregar las grasas de los alimentos, de manera que se puedan absorber-. Su función principal es, en términos técnicos, catalizar la hidrólisis de triacilglicerol a glicerol y ácidos grasos libres.
  • Promueve la pérdida de peso, ya que sirve para estimular la eliminación de grasa
Lo ideal es consumir dos vasos por día (uno a la mañana y el otro a la noche, antes de irte a dormir) y no mezclarla con las comidas. Foto: Pinterest

Por qué deben consumirla los diabéticos

Asociada a su propiedad para desinflamar y ayudar a los órganos internos a funcionar mejor por sus enzimas, puede decirse que la leche de alpiste es efectiva para tratar la diabetes tipo 2, ya que ayuda a la mejora del funcionamiento del páncreas, órgano ligado a esta enfermedad por su funcionamiento deficiente.

Tiene un porcentaje muy alto de Omega 3, lo cual es bueno para la salud circulatoria, algo que beneficia en forma notoria la salud de los pacientes diabéticos.

Además, el alpiste tiene importantes funciones metabólicas, ya que logra reducir notablemente los niveles de azúcar en sangre y, por ende, colabora con los controles glucémicos.

Igual, como decimos siempre: es aconsejable que este tipo de pacientes cuenten con una dieta supervisada y confeccionada por un profesional.

Cómo se prepara la leche de alpiste

1- Dejar las semillas de alpiste (5 cucharadas por vaso) en remojo durante toda la noche -si se las deja de 12 a 18 horas mucho mejor aún, ya que así se aprovecharán en forma óptima las cualidades de las semillas-. De esta manera, se desactivan los inhibidores de enzimas y así aumenta el poder nutricional y enzimático.

2- Retirar las semillas y desechar el agua.

3- Licuar el alpiste durante unos 30 segundos como mínimo con un litro de agua nueva y limpia, en lo posible que sea agua mineral o previamente hervida. Si se utiliza menor cantidad de agua, puede quedar más espeso.

4- Colar la leche. Se recomienda utilizar una bolsa de algodón orgánico, ya que funciona mejor como colador: es más fina y no quedan trozos de cáscara en la leche. Caso contrario, se puede colar primero con colador de metal y, luego, con una manga de tela.

De entrada, se recomienda consumir un vaso en ayunas y otro antes de dormir. En el caso de que se desee tomarlo durante las comidas, esto ayuda mucho para potenciar su efecto. Pero dos vasos diarios por la mañana y otro por la noche son las medidas ideales, sobre todo si lo que se busca es bajar de peso.

4- No es aconsejable hervirla ya que, de hacerlo, se eliminarán las enzimas que posee, aunque sus proteínas permanezcan intactas.

5- Los beneficios de la leche de alpiste recién pueden hacerse perceptibles después de un mes o un mes y medio desde el comienzo de su consumo.

Hay que evitar combinarlo con frutas y azúcar, pues poseen un compuesto que neutraliza las propiedades del preparado.

Algunos consejos a la hora de consumirla

En cuanto a los efectos secundarios, aún no se ha descubierto ningún problema, pero a continuación se brindan una serie de precauciones a tener en cuenta para su consumo:

-Se debe remarcar que no hay que agregarle azúcar y no beberla en compañía de ninguna frutas, ya que de esa manera se destruirán las enzimas de la leche de alpiste.

-Lo ideal es tomar la leche de alpiste y dejar pasar al menos una hora antes de comer algo- Por ejemplo, se aconseja beberla al despertarse para luego hacer las actividades típicas de la mañana (hacer ejercicio, bañarse, arreglarse, etc.) y después desayunar como todos los días.

-Debe lavarse con especial atención debido al uso de plaguicidas.

-Procurar que el alpiste sea fresco al momento de comprarlo.

-El alpiste que debe utilizar no es el mismo que se le da a los pájaros. Tiene que ser para consumo humano y no debe contener sílica, ya que es un elemento tóxico.

-Se lo debe pedir como alpiste CDC María, ya que esta es la variedad sin sílica y se vende en dietéticas y casas naturistas.

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig