En cáncer de mama la pregunta es…

Un spot interpretado por pacientes propone dejar de hacerse preguntas “que no ayudan” (¿por qué a mí?) y transformarlas en otras más útiles que apunten a acceder a más información útil sobre el tratamiento de la enfermedad y la conservación de la calidad de vida.
#PreguntaMas propone no hacerse preguntas que no ayudan.

Una nueva campaña para mujeres con cáncer de mama con la consigna #PreguntaMas propone no hacerse preguntas que no ayudan, tipo ¿por qué a mí?, ¿por qué no compartí más tiempo con mis hijos?¿por qué no aproveché para viajar más? Y cambiarlas por otras.

Tras un diagnóstico como el de cáncer de mama, en una primera instancia es inevitable que aparezcan cuestionamientos de este tipo. La campaña tiene como objetivo promover que las pacientes superen esa etapa y den lugar a preguntas más positivas que puedan impactar significativamente en el pronóstico y el manejo de su enfermedad.

Tras un diagnóstico como el de cáncer de mama, en una primera instancia es inevitable que aparezcan cuestionamientos y preguntas negativas.
La campaña apunta a que que las pacientes accedan a información útil y puedan conversar mejor con el médico.

¿Qué puedo hacer para estar mejor?¿cómo puedo conservar un estilo de vida lo más parecido al actual? ¿qué tipo de tratamiento es el que más me beneficiará?¿quiénes y cómo pueden ayudarme a sobrellevar esta etapa?, son algunas de las preguntas que podrían contribuir a que las pacientes accedan a información útil y les permita conversar con el médico para orientar el abordaje terapéutico con el objetivo de conservar una buena calidad de vida.

Si se detecta a tiempo, el cáncer de mama tiene una tasa de curación elevada,

Después del diagnóstico

La iniciativa -del laboratorio Novartis, con el auspicio de la Asociación Argentina de Oncología Clínica (AAOC) y de las asociaciones Macma y Donde quiero estar– incluye un spot audiovisual y el sitio web www.preguntamas.com que cuenta con contenido elaborado específicamente para pacientes y su entorno.

“El diagnóstico es una etapa crítica, que sorprende, desacomoda y, a veces, paraliza. Es frecuente que nos abrumemos con pensamientos negativos -explica Marta Mattiussi, Presidente de Macma- Lo importante es que sea sólo una parte de un proceso y que la paciente cuente con herramientas y el apoyo necesario para hacer un clic y salir adelante, priorizando concentrar los esfuerzos en aquello que sí puede ayudarla a estar mejor”

Preguntas positivas pueden impactar significativamente en el pronóstico y el manejo de la enfermedad.

“Preguntar es el primer paso para el tratamiento correcto”, sostiene Monique Clúa, Gerente General de Novartis Oncología para Cono Sur de Latam.  En el mismo sentido, Victoria Viel Temperley, Directora y Fundadora de la Fundación Donde Quiero Estar, agrega: “La incertidumbre y el desconocimiento son enemigos de un buen manejo de una enfermedad oncológica. La información empodera y permite tomar las riendas de la propia vida. En los últimos años ha cambiado dramáticamente el abordaje de muchas enfermedades oncológicas: mejoraron los métodos de diagnóstico, los tratamientos tienen menos efectos adversos, en muchos casos la persona puede seguir llevando una vida normal y ni siquiera internarse. Lo importante es que la paciente recorra el camino que le toca con la menor incertidumbre posible y con contención”.

Puede interesarte

El spot #PreguntaMas

Datos sobre el cáncer de mama

El cáncer de mama afecta a más de 21 mil nuevas argentinas cada año.  Suele desarrollarse en mujeres de entre 45 y 70 años y, si se detecta a tiempo, tiene una tasa de curación elevada, de allí la importancia del diagnóstico temprano. Un alto porcentaje de los casos puede detectarse tempranamente si se llevan adelante los controles recomendados, lo que resalta la importancia de la realización periódica de mamografías o ecografías mamarias, según indique el especialista.

Ir Arriba