Moda

Cómo usar barbijo al estilo Tatiana Santo Domingo (y su familia real en Mónaco)

La familia real de Mónaco reapareció en plena cuarentena. Así estrenaron una nueva modalidad: barbijos cual accesorio. Desde Tatiana Santo Domingo a la princesa Estefanía y hijas de, Pauline y Camille, así lo lucieron en Montecarlo.
Tatiana Santo Domingo mandó a bordar sus barbijos. Foto: Fotonoticias

En Mónaco hubo reunión: la inauguración oficial de un nuevo casino y la reaparición de la familia real monegasca fue a pleno barbijo.

Estuvieron quienes lo supieron lucir con más estilo que otros. Cómo la socialité Tatiana Santo Domingo quien mandó a bordar flores en su barbijo.

Tatiana sabe de telas, adoptó al barbijo como un accesorio necesario (que llegó para quedarse) y así piensa tunearlo acorde a sus looks.

El barbijo: accesorio de moda

Tatiana Santo Domingo y cómo llevar el barbijo con actitud. Foto: Fotonoticias

En esta ocasión Tatiana Santo Domingo lo combinó con su vestido, estampado con flores muy boho chic, aros y un colgante. Le quedó a la perfección.

Nada de barbijos caseros genéricos para ella.

Un gran contraste con el modelo descartable de su cuñado, Pierre Casiraghi a quien como le quedaba no parecía importarle demasiado. ¿Qué dirá Beatrice Borromeo?

Camuflado para Andrea Casiraghi

Barbijo camuflado para Andrea Casiraghi. Foto: Fotonoticias

Como buenos fashionistas, los jóvenes royals de Mónaco se encargaron de que su primera aparición postcuarentena los mostrara de su mejor manera.

Andrea optó por un modelo camuflado, también de algodón, que lo mantuvo bien protegido durante toda la presentación.

La familia real de Mónaco se mostró vestida “modo pandemia” y acorde los tiempos del coronavirus.

Tatiana y su marido Andrea Casiraghi habían dejado Londres -donde residen- para pasar el confinamiento obligatorio con sus hijos en Mónaco, más cerca de la familia.

El hijo de Carolina de Mónaco le dio su toque a su barbijo. Foto: Fotonoticias

Al estilo de Estefanía de Mónaco

La princesa Estefanía con un modelo con los colores monegascos, parece criticar el look camuflado de su sobrino Andrea. Foto: Fotonoticioas

Y así, los Grimaldi demostraron que cada uno tiene su estilo y eligió protegerse a su manera.

Estefanía de Mónaco por ejemplo apostó por un modelo más profesional, elastizado y negro con un escudo con los colores monegascos.

Así lució su barbijo la princesa Estefanía. Foto: Fotonoticias

La tía de Andrea y Pierre se detuvo a ver cada uno de los diseños. Incluso los de sus hijas.

Pauline Ducruet y Camille Gottlieb

Pauline Ducruet y Camille Gottlieb, las hijas de Estefanía de Mónaco: el barbijo, accesorio de moda. Foto: Fotonoticias

Y es que, como en un verdadero desfile de “realeza”, en esta presentación del nuevo casino en Montecarlo también se la vio a las hijas de Estefanía: Pauline Ducruet y Camille Gottlieb.

Pauline Ducruet acompañó a su tío en esta vuelta a los actos oficiales. Foto: Fotonoticias

A Pauline Ducruet con el trench de moda este 2020 acomodándose el barbijo (el oficial, donde se leía “Strong Together“, “Fuertes Juntos” y el suyo: en un sobrio color negro) para la foto.

La belleza de Pauline Ducruet resalta aún detrás del barbijo. Foto: Fotonoticias

La hija mayor (26) de Estefanía de Mónaco se adecuó a los cuidados por el coronavirus e hizo del tapabocas un accesorio más. El barbijo (idéntico al de su mamá) no ocultó su belleza.

Camille Gottlieb, sobria y protegida: gafas sobre barbijo. Foto: Fotonoticias

Tampoco ocultó las facciones (cada vez más parecidas a su abuela, Grace Kelly) de Camille Gottlieb.

La hija menor de Estefanía gusta de los accesorios -cargó con una elegante cartera, gafas para leer y un importante reloj-.

A la hora de las fotos Camille se diferenció de su prima política Tatiana Santo Domingo y posó con sus gafas de sol: como se debe hacer, apoyados sobre el barbijo.

Charlene y el modelo de barbijo “Strong Together” (“Fuertes juntos”). Foto: Fotonoticias

El mismo sistema (ya con el barbijo casero oficial) aplicó su tía Charlene.

Acorde a esta “nueva normalidad” de posar con barbijos, la princesa lució el pelo recogido y sus gafas de sol.

Notas relacionadas