Numerología: conocé tu número de misión de vida para usarlo en tiempos de crisis y replanteos

numerologia
¿Qué hay más allá del 2020 y sus extraordinarias circunstancias?¿Qué será de nosotras el día después? Julieta Rutenberg, consultora psicológica y numeróloga, revela una herramienta clave para conocernos mejor y ordenar lo que viene y cómo seguimos. Sacá tu número de misión de vida y ¡empeza ya!
“Podemos decir que la misión de vida se trata de nuestra meta”, asegura Julieta Rutenberg. Foto: gentileza Pila.

En una carta de numerología intervienen muchos números. Uno de ellos ocupa una posición sumamente importante denominada MISIÓN DE VIDA.

Cada una de nosotras posee su propio número de misión y junto con el natalicio y otros factores matemáticos tiene una incidencia fundamental en el desarrollo de la lectura de nuestro mapa personal.

Esta frecuencia representa las lecciones que cada uno tiene que aprender en el curso de la vida y resulta el más significativo: nos pauta el camino a recorrer y nos explica cómo ir superando y evolucionando en diferentes pruebas y desafíos que nos traerá el proceso existencial.

Es lo que vinimos a aprender y nos servirá para optimizar el número de nuestro día de nacimiento.

“Podemos decir que se trata de nuestra meta”, asegura Julieta Rutenberg (@julirute en Instagram).

Tu número de misión de vida, clave en tiempos de pandemia y crisis

El año 2020 viene siendo un anual complicado ¡demás está decirlo! Pero más allá de lo que nos toca vivir a nivel mundial, cada una de nosotras tiene su propio contrato de vida y tal vez comprender la significación de nuestra misión nos puede ayudar a atravesar y reestructurar todos los procesos de vida que nos toque vivir.

Es una herramienta muy productiva que si la entendemos nos ordenará desde el mejor lugar.

Cómo sacar tu número de misión de vida y el significado de cada uno

Se obtiene de la suma del día de nacimiento + el mes + el año. Por ejemplo: 16/10/1973. Sumo: 1+6+1+1+9+7+3= 28. Luego sumo: 2+8= 10. Y finalmente 1+0 = 1. Tengo Misión de vida “1”.

Otro ejemplo: 20/12/2019. Sumo: 2+0+1+2+2+0+1+0= 8. Aquí la Misión de vida es “8”. No hay reducción.

Ahora vamos a ver del 1 al 9 que significa cada número.

Misión de vida 1

Habrá que aprender a ser original, creativa e innovadora. Es la frecuencia de la vanguardia. Invita a caminar siempre hacia adelante utilizando la acción por sobre todas las cosas.

Esta energía trabaja mejor sola que acompañada, y suele ponerse a la cabeza de cualquier equipo por naturaleza.

La misión 1 debe aprender a construir su identidad pues de eso se trata este número.

Es un reto que conlleva a ser singular sin traspasar la línea del egoísmo, porque muchas veces este número puede ponernos un poco testarudas sin tomar en cuenta a los demás.

Su autosuficiencia y vitalidad las ayudará a generar restructuraciones sin temor.

Misión de vida 2

Esta frecuencia viene a aprender a convertirse en una buena mediadora. Servirá siempre de apoyo a los demás pues tienen una empatía única siendo a veces extremadamente sensibles.

Esta cualidad puede favorecer a lo largo de la vida pues permite acompañar y ayudar a quien lo necesite agregando un valor positivo a cualquier rol que desee desempeñar.

Este es un número que trabaja la intuición, la receptividad y el inconsciente. Son afectivas, cariñosas y amables, buscando siempre la mirada del otro para construirse.

Pero deben aprender a no apegarse y empastarse demasiado con los demás porque en su aspecto negativo suelen desdibujarse poniéndose miedosas y ambivalentes hasta perderse a sí mismas. Esta misión invita a ver la totalidad de las experiencias tomando distancia para ver el mapa entero y no solamente un territorio.

Así lograran ordenar las emociones de manera más estratégica encontrando su sabiduría interior.

Son excelentes vendedoras, analistas, maestras y escritoras. Siempre sabrán ser colaboradoras estratégicas donde les toque actuar.

Julieta Rutenberg, consultora psicológica y numeróloga
Julieta Rutenberg, consultora psicológica y numeróloga. Foto: gentileza Pila.

Misión de vida 3

Esta Misión hace que la expansión y la energía no tengan límites. Es una frecuencia creativa, y artística.

Se debe aprender a florecer a través de la autoexpresión, expansión, la belleza y la libertad.

Es muy importante bajo esta frecuencia aprender a organizarse porque de lo contrario suele aparecer el caos y el desorden produciendo un agotamiento innecesario y no pudiendo terminar las metas que se emprenden. Habrá que utilizar agenda de prioridades pues pueden ponerse irresponsables e imprudentes.

El número 3 es el número de las ideas e imaginación integrando la palabra y comunicación en su funcionamiento.

Este es un camino de espontaneidad y optimismo, van por lo general delante de los demás modificando el terreno sin desdibujarse a sí mismos.

Son curiosas y necesitan abrir nuevas ventanas para llenarse de conocimiento.

Trabajan muy bien en grupo. Las tareas de comunicación son óptimas para esta energía: música, abogada, chef son algunas de las actividades sugeridas.

Misión de vida 4

El número 4 necesita bases sólidas para edificar su vida. Buscan ser sistemáticas y ordenadas para poder sentirse cómodas. Las estructuras y el dinero son fundamentales para esta frecuencia. No suelen ejecutar nada si no existe un fin en sí mismos.

Esta Misión invita a la reestructuración de las formas, es decir, es muy necesario que bajo esta frecuencia se le pierda el miedo a lo desconocido pudiendo así salir de la famosa zona de confort para mejorar lo existente.

La rigidez del 4 suele jugarnos malas pasadas cuando no podemos ser versátiles puesto que la incomodidad que sentimos se manifiesta a través de síntomas físicos despertándonos a evolucionar de manera incómoda.

Habrá que aprovechar esta frecuencia para generar materia y progreso dada la alta capacidad de trabajo que tiene este contrato. Además de ser estrictas, buscan justicia y respetabilidad en el entorno en que se encuentren.

Atentas, consideradas, fieles por naturaleza son sólidas y saben enfrentar los problemas. Las actividades y profesiones donde se manejan mejor son las matemáticas, la administración y la construcción.

Misión de vida 5

Aquí la palabra clave es libertad, la rienda suelta es todo para esta Misión de vida.

Bajo esta frecuencia se busca la novedad constantemente cambiando los intereses existenciales a cada rato, buscando nuevas fronteras.

Por lo general necesitan viajar el exterior para construir su vida. Una excelente decisión será abordar carreras o trabajos que no sean monótonos sino más bien que les permita ser creativas y cambiantes permanentemente.

De hecho, suele ser una virtud de esta Misión poder girar el punto de vista las veces que sea necesario hasta encontrar el rumbo que las estimule.

Si este número se siente limitado pierde todo su entusiasmo no pudiendo rendir positivamente en sus objetivos. Son hábiles conversadoras y comunicadoras. Muy sexuales y sibaritas. Suelen ser el alma de la fiesta y siempre van a pulsionar para su placer, muchas veces sin medir consecuencias. 

Por lo general les cuesta frenar a tiempo sus impulsos y se exponen a situaciones que se les viene en contra. Deben aprender a frustrarse ya que cuando no consiguen lo que quieren hacen berrinches y se ponen caprichosas.

Profesionalmente se les recomienda trabajar en temas relacionados con el turismo, viajes, comunicación, periodismo, ventas y sobre todo que haya movilidad física.

numerología
Conocer el número de misión de vida es conocernos más y mejor, asegura la numeróloga Julieta Rutenberg. Foto: gentileza Pila.

Misión de vida 6

Esta usted en este mundo para aprender el sentido de la responsabilidad con respecto a la familia y a la sociedad.

Esta es la vibración del amor. Le gusta servir y armonizar enseñando y reconfortando a los que lo rodean. Esta frecuencia es romántica y ama disfrutar del arte, la música y todo lo bello.

Suelen ser muy efectivas en el área de la salud y servicio social. Son afectuosas por naturaleza y buscarán la armonía través de la pareja y el hogar.

Ahora bien, si hay algo que esta Misión invita a trabajar es el equilibrio interno y externo. A veces la devoción que tienen por el otro y el querer evitar el conflicto hace que esta misión de vida suele ir a perdida pues no encuentran retroalimentación en muchos aspectos. Por lo cual deben estar atentas a sembrar en terreno fértil para que puedan hacer usufructo de su funcionamiento.

Al no saber poner límites son desleales consigo mismas llenándose de tristeza y frustración porque la vida no les devuelve lo que sembraron.

Debe este contrato existencial aprender lo que es el 50 y 50 para encontrar plenitud.

Se desempeñan bien en el arte, música, profesiones relacionadas con la cosmética y belleza y sobre todo hacen muy bien servicio social.

Misión de vida 7

Este camino invita a desarrollar y emplear la mente. Es una frecuencia muy aérea donde la velocidad mental se destaca por sobre todas las cosas.

Esta frecuencia suele ser protagonista en su saber ya que son muy estudiosas, por lo cual se rodea de gente que desea escucharlas por su gran profundidad e inteligencia.

A veces esta Misión no comprendo bien qué camino tomar en la vida y deben aprender a discernir que les gusta y que no dado que la mente suele contaminar y confundir los procesos más genuinos que se empañan por el deber ser.

Para poder pensarse, esta misión debe buscar un poco de silencio y soledad, si es posible ir hacia la naturaleza dado que les ayuda a volver a su eje.

El correr velos mentales es la frase que mejor le calza a este número dado que el ego suele confundir el verdadero ser que se lleva adentro. Su gran capacidad de análisis los hace buscar la raíz que se esconde en cada experiencia.

El número 7 está absolutamente relacionado con temas esotéricos, místicos y religiosos. Disfrutan mucho de profesiones y ámbitos donde la búsqueda de la verdad y lo trascendental tome forma. Médicas, maestras, científicas y filósofas son algunas de las profesiones elegidas por misiones 7.  

A veces suelen ser soñadoras e ilusorias pudiendo despegarse de la realidad y perdiéndose en las nubes. Pero lo fundamental para este número es domar la ansiedad que lo invade, dado que la mente quiere avanzar más rápido que la experiencia empírica provocando así angustias y confusiones.

Misión de vida 8

Aquí aparece el poder y la ambición. Este es el número de las ejecutivas, deportistas de alta gama y personas que buscan el éxito ante todo.

El número 8 es la estructura en la mente y esto provoca que lo que las personas con esta misión de vida piensan y construyen en su mente quede cristalizado, haciendo de esta característica natural personas capaces amasar fortunas y logros sin lugar duda pues no aceptan que la historia sea otra.

Poseen una tenacidad inigualable y cuando se proponen algo empujan sin parar para verlo materializado. Su gran don de la disciplina y la capacidad de resistir las adversidades hace de esta frecuencia grandes líderes mundiales.

Suelen ocupar puestos directivos y son cabezas de equipo, aunque en su aspecto negativo pueden ponerse tiranas ya que no aceptan ni transan con las diferencias ajenas. Este aspecto de rigidez mental los hace quebrarse fácilmente causándole pérdidas irreparables. Pueden ponerse obstinadas e individualistas creyéndose dueñas de la verdad. De manera que el reto más concreto que tiene esta misión es aprender a flexibilizar sus constructos internos para mejorar cualquier experiencia que aborden.

A este número se lo llama el rey de karma, pues es la frecuencia que más nos hace responsables de nuestras acciones pasadas, presentes y futuras.

Son entusiastas, éticas y justas. Las instituciones, política, y ámbitos de la justicia son espacios ideales para este camino de vida.  Buscaran la honorabilidad ante todo.

Misión de vida 9

Como último número de la escala simple matemática esta frecuencia está dedicada a ser amante de la humanidad. Es un número de extremo servicio, debe mostrar el camino a los demás pues trae una sabiduría madura.

Puede interesarte

Sabe conquistar el dinero y la riqueza sabiendo como conservarlo. Esta misión no sabe de mezquindades, más bien es paciente, bondadosa y comprensiva pues sabe que la felicidad deviene el servicio al prójimo.

El número 9 debe aprender a producir cierres y generar liviandad tratando de no aferrarse a nada ni a nadie. Trae este número un registro de limpieza y purga ya que comprende que el apego no permite la evolución de nuestro proyecto existencial.

Esta frecuencia construye poetas, filósofas, eruditas e idealistas. Son buscadoras de la verdad espiritual buscando el desarrollo de la conciencia para despertar a sí mismos y a los demás. Disfrutan mucho de la naturaleza y buscan espacios obligatorios para la meditación.

En su aspecto negativo pueden ponerse muy confusas e incoherentes. A veces les cuesta integrarse y pueden tener miedo al compromiso. En su peor versión no toleran la crítica y se vuelven egocéntricas, testarudas y perfeccionistas.

No es fácil para la misión de vida 9 encontrar personas con su misma frecuencia, por eso muchas veces se encuentran solas. Esta vibración viene a dar más de lo que probablemente recibirá.

Son excelentes docentes, literatas y se destacan en actividades religiosas. Para esta misión la recompensa es el servicio.

numerologia
Julieta Rutenberg propone la numerología como una herramienta para conocernos mejor. Foto: gentileza Pila.

Las misiones de vida maestras según la numerología

Finalmente existen misiones de vida maestras como la misión 11, 22, 33, y 44.

A estas misiones se les pide un poco más que al resto, pero también se les devuelve en consecuencia. Se las llaman maestras porque traen una conciencia más trabajada y seguramente trabajaran a nivel planetario.

Estas misiones traen mucho poder transformador y bien usadas son una bendición para sí mismas y para quien los rodea.

Para empezar estas misiones pasarán si o si por transformaciones obligatorias donde se producirán vaciamientos y transmutaciones necesarias para la evolución maestra contratada.

Muchas veces puede pasar que el individuo no tome registro de su maestría entonces la misión quedará vibrando en el número simple de la misma. Ej: Misión 11/2 puede quedar en un 2.

La misión 22/4 puede quedar en el 4. Y así sucesivamente.

Entonces comprendimos que un número maestro no es una frecuencia así nomás. Siempre que uno contrate estos números, estará invitado a hacer servicio a la humanidad y a disfrutar del mismo.

En el caso de La misión de vida 11: Habrá maestría en el conocimiento, aquí aflora la sabiduría encarnada. Las palabras claves son altruismo y comunidad. Habrá que practicar el amor al prójimo como a sí mismo.

Posee una intensa tendencia espiritual y una fortaleza que se impone a las adversidades. Trabaja el plano emocional pudiendo dominar los miedos viejos y rematrizando nuevas maneras emotivas de experienciar la vida.

Esta frecuencia representa la fortaleza del espíritu frente a todo lo demás.

En esta vida habrá pruebas y desafías que bien podrá enfrentar y afirmar sus propias convicciones.

Misión 22/4: Aquí es la maestría en la materialización de cualquier proyecto. Habrá servicio a la comunidad colaborando con la construcción de lo que haga falta pues saben mejor que nadie llevar a la práctica el objetivo. Se ocupará de grandes proyectos aprendiendo a dirigir y sostener organizaciones manejando el dinero de manera útil y responsable en beneficio de grandes grupos de personas.

Su trabajo puede alcanzar óptimos logros equiparando desigualdades y construyendo un mundo mejor.

Deberán perder el miedo al cambio siendo adaptables a las circunstancias existentes.

Misión de vida 33: Esta Misión es una frecuencia Crística. Significa que tal vez deba pasar por pruebas un poco difíciles colaborando en extremo con las necesidades de otros. Es imposible que se dedique a hacer algo que atente contra algo o alguien pues su conciencia evolutiva es amor puro.

Tal vez a veces se sacrifique a sí mismo frente a las necesidades de otros y es allí donde habrá que prestar atención para no inmolarse.

Su talento puede vincularse con las artes, literatura o educación.

Misión de vida 44/8:  Esta frecuencia representa un firme y completo control de la vida en la tierra. Tiene exceso de disciplina en todos los aspectos de la vida. Su maestría colabora para poner orden y forma a su contexto promoviendo progreso material. Aliviará las cargas físicas de sus semejantes ya que trae la estrategia y el funcionamiento maestro para cualquier proyecto. Sabe resolver los problemas propios y ajenos.

Deberá aprender a cuidar su propia materia física y económica ya que como no deja de ser un número kármico puede generar vaciamientos bruscos y hostiles en las estructuras materiales construidas.

Para terminar, me gustaría dejar en claro que la vida que nos toca vivir debe aceptar transformaciones permanentes para construir mejores versiones de nuestra conciencia. No nos asustemos cuando la vida nos ponga en frente de esta oportunidad porque aunque a veces sea de manera disruptiva, solo así podrán aflorar todos los recursos que traemos de fábrica pero poder florecer.

Ir Arriba