Barbijos que son una obra de arte (y recaudan fondos contra el coronavirus)

En Francia, la artista SAB intervino 400 barbijos con su icónica “Silla Azul”. Se trata de una acción solidaria que recauda fondos contra el coronavirus.
La artista SAB y una intervención que va más allá del arte. Foto: Fotonoticias

Con la pandemia de la COVID-19 y el coronavirus entre nosotros, los barbijos llegaron para quedarse y ser parte de nuestra vida cotidiana.

Los 400 intervenidos con la “Silla Azul” de la artista. Foto: Fotonoticias.

Los barbijos se convirtieron en accesorios permanentes que pueden tener un mensaje y una misión social.

Y cada día que salimos a la calle y los usamos toca ver cuál decidimos usar: un mix entre necesidad sanitaria y solidaridad.

400 sillas azules contra el coronavirus

SAB en el Paseo de los Ingleses, en Niza, allí posa junto a su obra: Silla Azul. Foto: Fotonoticias

En Francia, por ejemplo, SAB – su nombre real es Sabine Geraudie– puso manos a la obra: la reconocida artista decidió intervenir barbijos quirúrgicos con su icónica Silla Azul.

Se trata de una línea de máscaras protectoras que la artista intervino a beneficio del departamento médico del Hospital Universitario de Niza.

Puede interesarte

Barbijos que van más allá de una utilidad médica. Foto: Fotonoticias

Que SAB tunee barbijos con su silla es como que Milo Locket hiciera lo mismo en nuestro país con sus pinturas. Su Silla Azul es un diseño icónico, una gran estructura que desde hace 5 años se luce en el Paseo de los Ingleses en la ciudad de Niza, Francia.

400 fueron los barbijos intervenidos por SAB. Foto: Fotonoticias.

Barbijos solidarios

La artista francesa SAB intervino barbijos con su obra más famosa. Foto: Fotonoticias

La artista trabajó interviniendo 400 máscaras quirúrgicas en su taller. Lo recaudado con la venta de estas máscaras (cada una tendrá un valor simbólico de 5 euros, pero SAB invitó a donar cuánto más, mejor) será donado al centro médico de Niza.

Ir Arriba