Chubby Design: decorar con muebles voluminosos y lúdicos es tendencia – Para Ti
 

Chubby Design: decorar con muebles voluminosos y lúdicos es tendencia

Líneas redondeadas -"regordetas"- y con una espíritu que remite a la infancia son algunas de las señas particulares de este estilo que nació en los  años´40. De naturaleza disruptiva, se reversionó y hoy vuelve para ponerle un poco de humor al clima de época. 
Deco
Deco

Muebles de curvas voluminosas y bordes redondeados, con una estética desfachatada (tan original como descontracturada) y que irremediablemente nos transportan a nuestra infancia, componen una vieja nueva tendencia en deco: el Chubby Design, o diseño regordete en nuestra lengua.

Verde meta y rosa pastel para dos sillones de formas voluminosas inspirados en el Chubby Design. (Pinterest).
Las sillas Ekstrem, de la empresa noruega Varier Furniture. (Pinterest).

Cuándo surgió el Chubby Design

El Chubby Design no es nuevo, aunque en estos años pandémicos se volvió tendencia. La primer pieza en esta sintonía es de 1940 y pertenece al diseño escandinavo: la famosa Pelican Chair, de Finn Juhl, una silla de aspecto curvilíneo y orgánico, algo infantil y con un respaldo que parece abrazarte; una silla contenedora y muy pero muy cómoda.

Una coqueta reversión de la Pelican Chair diseñada por el danés Finn Juhl en 1940. (Pinterest).

En los años ´70 y ´80, el diseñador italiano Gaetano Pesce irrumpió con unos diseños maximalistas y voluminosos que recordaban y reafirmaban esta tendencia.

De su producción se destacan, entre otros, el icónico Sillón Up (1969) esa famosa pieza con apariencia de pelota Pulpo de goma, que en 2000 y en 2014 fue relanzada com mucho éxito.

El icónico Sillón Up de Gaetano Pesce, otro exponente del Chubby Desing. (Pinterest).

También en los ´70 Mario Bellini, otro famoso diseñador italiano, se animó a las formas voluminosas con su sofá modular Camaleonda: un diseño disruptivo para la época, con su asiento, respaldos y apoyabrazos hechos de poliuretano en varios niveles de densidad y firmeza. Camaleonda fue reeditado por B&B años más tarde.

Camaleaonda, el sofá modular del diseñador italiano Mario Bellini. (Pinterest).

El Chubby Design vuelve para hacer la deco más divertida y emocionante

La tendencia estuvo varias décadas dormidas y ahora volvió con fuerza: en tiempos de pandemia, un poco de humor y diseños disruptivos no viene nada mal. Muchos incluso aseguran que dada la coyuntura social y económica, este tipo de sillones brindan cierto consuelo y contención con sus formas regordetas y nos permiten regresar con la imaginación a los juegos de la infancia. Además, como siempre, el humor salva. Y el Chubby Design está en esa línea.

Para darle un toque de seriedad, muchos la han rebautizado con una nueva denominación: Neotenia, un proceso que se caracteriza por la conservación de ciertos aspectos infantiles; un término más científico pero con el mismo significado.

Unos sillones símil Pastilla en material para exteriores: Chubby Desing para el aire libre. (Pinterest).

Lo diseños maximalistas del Chubby Design

Con el Chubby Design queda claro que el maximalismo no sólo está presente en la moda sino también en el mobiliario y los objetos para para la casa. Y aunque algunos lo critican de excesivo y que puede ser tildado de “mal gusto”, está comprobado que sus distintos muebles y objetos terminan siendo piezas clave de cualquier espacio.

En 2004, la diseñadora Faye Toogood se adelantó al resurgimiento del Chubby Design con su silla Roly Poly, nombre inspirado en el personaje central de una serie animada en 3 D (Rollie Polly Oli). "Estaba embarazada en el momento en que diseñe esto y se trataba de incorporar esa suavidad y redondez que estaba experimentando físicamente en mi trabajo de diseño», mencionó la diseñadora en una entrevista.

El sillón Roly Poly fue diseñadao por la artista británica Faye Toogood mientras estaba embarazada: su formas redondeadas están inspiradas en su estado físico. (Pinterest).

Cómo aplicar el estilo Chubby en casa

Sumarse a este estilo parece una apuesta jugada, a menos que lo hagas con la delicadeza del golpe certero. El Chubby Design no sólo se compone de grandes muebles: lámparas, mesas de arrime e incluso pequeños objetos, se suman a esta estética con diseños regordetes y lúdicos, algo infantiles y cargados de humor.

La Oo’ lamp de Eny Lee Parker. (Pinterest).  
Las mesas Scala, creaci´ón de Stéphane Parmentier para GioBagnara. (Pinterest).

Más información en parati.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig