Martín Guzmán versus Santiago Cafiero: pulseada de egos en el mundo de la política

La imagen lo es todo. Esta regla vale (y mucho) en la política. Hoy dos figuras están entre las preferidas por las mujeres según las encuestas: Santiago Cafiero, el jefe de Gabinete, y Martín Guzmán, el ministro de Economía. Uno está catalogado como el más lindo; el otro como el más inteligente. ¿Con cuál te quedás?

Los dos están siempre al lado de Alberto Fernández. Santiago Cafiero porque es el jefe de Gabinete y Martín Guzmán por ser el ministro de Economía. Pero además de pujar por ocupar su lugar al lado del Presidente, ambos se convirtieron en las nuevas figuras de la política preferidas por las mujeres. Santiago Cafiero es el político lindo, atractivo, con sus rulos revueltos, bien podría ser todo un galán de cine. Martín Guzmán entra por el otro costado, el de la inteligencia y la sagacidad, tiene el perfil del hombre que atrae a las mujeres por su intelecto.

Santiago Cafiero tiene 40 años, este politólogo y tercera generación en una familia de políticos (Antonio, su abuelo fue gobernador de Buenos Aires; Juan Pablo, su papá, diputado, ministro y embajador en el Vaticano). Como jefe de Gabinete es la cara y voz de Alberto Fernández.

Martín Guzmán tiene 37 años, es un economista graduado en la Universidad de La Plata y con un doctorado en la Universidad de Brown. Tras terminar su doctorado allí pasó a trabajar como Asistente de Investigación en la Universidad de Columbia, donde ha tenido como mentor al premio Nobel Joseph Stiglitz. Se hizo conocido en Argentina por su cercanía a la ahora vicepresidenta electa Cristina Fernández. Es el Ministro de Economía de Alberto Fernández. Enfrenta el desafío de llevar las riendas la economía del un país sumergido en una crisis y en medio del contexto de la pandemia de coronavirus. Lo catalogan de “nerd” y de tener bajo perfil.

De la puja entre ambos, pero desde el engranaje donde se manejan los hilos de la política habla la sección Pasos Perdidos del sitio online Negocios y Política. Guzmán “se enojó mucho por el mal timing de la Jefatura de Gabinete por haber elegido dar a conocer el Súper Cepo el mismo día que se anuncia el Presupuesto. Pero de ahí a querer renunciar hay un largo trecho. Aparte el ministro es respetado en Rodríguez Peña 80 justamente por su templanza y prudencia”, dice en una parte de esta nota.

View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Ir Arriba