A malos tiempos… 7 tips para ganarle la batalla al estrés

¿Tiempos de incertidumbre?¿Chaparrón de noticias preocupantes? Contra el mal clima de ansiedad, compartimos un paraguas de rutinas y hábitos para poner en práctica ya mismo y encontrar un refugio de tranquilidad.

1. Meditá: el poder del omm

Diversos estudios han arrojado que la práctica regular de la meditación transforma la forma de actuar del cerebro frente al estrés, haciéndonos más resistentes a sus efectos.

Unos pocos minutos al día pueden ayudarte a reducir de forma considerable la ansiedad.

La técnica es muy simple: sentate con la espalda recta y los pies apoyados en el suelo, cerrá los ojos y concentrate en repetir algún tipo de mantra positivo como “estoy tranquila”, “voy a conseguirlo”.

Tu notebook y un tutorial de Youtube te servirán como guía si estás dando los primeros pasos en la meditación.

2. Encontrá tu lugar ideal: tu mundo privado

Todos deberíamos disponer de un lugar en casa donde podamos estar más tranquilas. Puede ser una habitación o un sillón cómodo.

Sea donde sea, dedicate al menos cinco minutos cada día para poder disfrutar de esa calma.

Indispensable: el silencio, ropa cómoda, colores claros y un clima perfecto entre los 20° C.

3. Esencias: perfume de paz

La aromaterapia es una de las formas más sencillas y efectivas de combatir trastornos como la ansiedad y el estrés.

Los aromas a rosa, lavanda, geranio, pino y canela te ayudarán a alcanzar esa sensación de paz.

4. Conectá con otros: la fórmula anti aislamiento

A veces, para manejar el estrés, basta con hablar con otras personas. Comunicar lo que nos preocupa o agobia y compartirlo puede aportarnos además de tranquilidad, otros puntos de vista y soluciones.

Skype, Zoom o WhatsApp… Siempre hay alguien de otro lado.

5. Hacé ejercicios

Los ejercicios aeróbicos son una buena opción. Al principio puede que te cueste mucho, pero poco a poco comenzará a ser divertido.

Practicarlo aportará cambios muy positivos a tu cuerpo, metabolismo, corazón y estado de ánimo.

6. El poder de la música (y subí el volumen)

Elegí música “que te llene el alma”. La música instrumental lenta puede inducir una respuesta de relajación al ayudar a reducir la presión arterial y el ritmo cardíaco, al igual que las hormonas del estrés.

Sin embargo, simplemente escuchar la música que te gusta y que te pone bien también es efectivo.

7. Té, siempre el té

Recordá que el té verde contiene muchos antioxidantes que proporcionan beneficios a la salud. Puede reducir el estrés y la ansiedad al incrementar los niveles de serotonina.

La infusión de las flores de manzanilla también es conocida por inducir una sensación de relajación.

Fuente: Acer.

Ir Arriba