Evangelina Anderson muestra cómo es la vida después de la cuarentena en Alemania

Desde Munich, Evangelina Anderson mostró cómo es la nueva normalidad que ya se vive en Alemania, el país que lleva la delantera enfrentando a la pandemia.

Evangelina Anderson contó un poco sobre la “nueva normalidad” que ya se vive en Alemania. Desde sus redes sociales, compartió “un pequeño paseo por las calles de Munich ?? Gracias por acompañarme. Me siento cerquita aunque estemos tan lejos!”, dijo.

Así hizo un paneo por Munich, la ciudad alemana donde vive desde hace un año con su marido exfutbolista hoy DT, Martín Demichelis. Llevan 13 años juntos y Evangelina suele postear sus actividades con sus tres hijos: Martín Bastian, Lola y Emma (alias Abrojito).

La vuelta al colegio en Alemania en tiempos de coronavirus

Evangelina ya se había tomado su momento para comentar sobre la vuelta al cole postcuarentena en Alemania (sí, allá las clases retomaron hace un mes). “8:30 am nos vamos al cole después de 2 meses y 7 días. Qué raro todo”, detalló Anderson.

Así contó cómo iban: con 2 máscaras (una usada desde el estacionamiento hasta la escuela y otra en una bolsa de plástico), auriculares, cuadernos, lápices y marcadores: “ya que los estudiantes no podrán pedir prestado o compartir“, detalló. Además 1 toalla para secarse las manos después del lavado.

Con Martin Bastian al colegio. Foto. IG

¿Qué más llevan los hijos de Evangelina Anderson al colegio postcuarentena? Evangelina detalló que en Munich sus chicos iban con la merienda en mano ya que las cafeterías escolares siguen cerradas.

Que los recreos son al aire libre y que sus hijos mayores (Emma aún se queda en casa) deben llevar 1 botella de agua para evitar las filas en el bebedero.

Evangelina contó que, “al ir a buscarlos es importante estar frente al edificio y no entrar al para evitar contactos innecesarios“.

La vida en familia de Evangelina Anderson en Munich

Así posaba Evangelian Anderson con sus tres chicos en Munich, Alemania. Allí la “nueva normalidad” ya es un hecho. Foto: IG

“Siempre que puedo les cuento cosas que me parecen interesantes de cada uno de los países que me toca vivir -contó Evangelina quien también supo vivir en Marbella-. Así comentó como en Alemania sus hijos no usan uniforme:

“La mayoría de escuelas son públicas, lo habitual acá es llevar a los chicos al colegio del barrio. Los colegios privados suelen ser las escuelas internacionales donde van los hijos de expatriados (como es nuestro caso) y tampoco llevan uniforme”.

“Todo para que no haya una diferencia social. Todos se visten como quieran y son libres al elegir su vestimenta”.

El éxito de Alemania en la lucha contra la pandemia

Así, Evangelina hizo un recorrido por el centro de Munich. Su corazón comercial: pocos barbijos a la vista.

Las calles de Munich hoy, pocos barbijos. Foto: IG

Es que Alemania lleva la delantera en cuanto a las cifras y el coronavirus. Se marca que el país ha podido controlar los efectos de la Covid-19 como pocos. Con una rápida acción en la realización de tests que ayudó a mantener en línea a la pandemia.

Evangelina Anderson detalla el distanciamiento social, prioridad en las tiendas. Foto: IG

También ayudó la eficiencia en el sistema sanitario, un mix entre público y privado, que evitó mayores muertes por la Covid-19.

Así reabrieron las tiendas y volvió el shopping en Alemania

La vida comienza a retomar su ritmo en Alemania. Foto: IG

Y, en el centro de Munich, Evangelina Anderson no se privó de nada. Así hizo un paneo de cómo las tiendas volvieron a abrir. Desde Prada hasta las low cost.

Puede interesarte

Así se mantiene el distanciamiento social dentro de los locales. Foto: IG

Evangelina mostró cuál es el método a la hora de comprar indumentaria. En Alemania, la entrada a los negocios está autorizada, todos con tapabocas puesto.

Incluso están habilitados los probadores, eso sí: dejando uno liberado de por medio, pensando en el distanciamiento social.

Los probadores, hay acceso, marcando las distancias. Foto: IG

La clave en las tiendas es mantener a pleno el distanciamiento social bien marcado. Hay carteles en el piso y señalizaciones que las personas las respetan a rajatabla.

Entrar con mascotas, parte de la rutina. En Alemania la rutina se rige por la “nueva normalidad”. Foto: IG

Alemania volvió de tal manera a sus rutinas que Evangelina se dio el gusto de marcar una costumbre habitual allí: la entrada con mascotas a los negocios.

El transporte en bicicletas es habitual, todo al aire libre. Así se espera la llegada del verano en Alemania. Foto: IG

En Alemania esperan la llegada del verano y las calles vuelven a verse repletas de personas. Al aire libre, el transporte público no es problema: muchos suelen hacer uso de las bicicletas.

Evangelina y sus hijos después de la cuarentena

Así mostró Evangelina cómo Europa va un paso más adelante en cuestiones de la pandemia. Con sus cuidados y precauciones. ¿Lo más importante para ella? La salud de su familia.

“Para criar hijos felices debemos antes ser adultos felices. Debemos regalarnos la posibilidad de vivir plenamente cada momento valioso como adultos para alcanzar la felicidad”, señaló.

Bastian, Emma “Abrojito” y Lola en Alemania. Foto: IG
Ir Arriba