Lugares para comer donde el diseño es protagonista
 

3 lugares para comer donde la arquitectura y el diseño son protagonistas

Águila Pabellón, Despacho Café y Baja América son apenas algunos de los espacios gastronómicos porteños que, a través del diseño, entregan una experiencia completa. En esta nota, la arquitecta Diana Lisman nos cuenta cómo fueron pensados.
Deco
Deco

Podríamos decir que la arquitectura, el diseño y la decoración influyen a la hora de elegir un lugar para sentarse a desayunar, almorzar, merendar o cenar.

En el caso particular de la Ciudad de Buenos Aires, cada vez son más las propuestas estéticas creativas que ofrecen una experiencia completa, para disfrutar con los cinco sentidos.

La directora creativa y diseñadora gráfica, Eme Carranza, fue una de las pioneras a la hora de diseñar estos tipos de espacios, que parecen tener la capacidad 'mágica' de transportar a un mundo colmado de detalles para ir descubriendo, en una experiencia cómplice y dinámica con sus visitantes.

Otra de las mentes creativas detrás de este tipo de proyectos es la arquitecta Diana Lisman, quien junto a Grupo Abridor, se consagró poniendo en valor el majestuoso edificio de estilo Art Nouveau en donde funcionaba la histórica Confitería El Águila (hoy Águila Pabellón), entre otros espacios gastronómicos, como Despacho Café y Baja América.

Los exteriores de Águila Pabellón.

1. Águila Pabellón

Tanto el proyecto de puesta en valor como el interiorismo de Águila Pabellón, estuvieron a cargo del equipo de Grupo Abridor, liderado por la arquitecta Diana Lisman.

Ubicado sobre la calle Sarmiento, dentro del actual Ecoparque, el imponente edificio de estilo Art Noveau tiene dos plantas y dos terrazas -tanto en planta baja como en el primer piso- que miran al Ecoparque y se integran y conviven con él.

Con una superficie construida existente de 562 m2, hoy es un espacio cargado de historia con un interior contemporáneo y guiños al servicio de época.

Teniendo en cuenta su entorno inmediato, se implementaron diseños que dialoguen en los registros entre naturaleza y cultura.

Así, el proyecto incluye presencia vegetal en el interior y la difusión de ideas referidas a los reinos naturales (animal y vegetal), a la sustentabilidad y a la alimentación entendida como experiencia.

Los interiores de Águila Pabellón cuentan con guiños a animales.
El proyecto incluye presencia vegetal en el interior.

La mayor parte del mobiliario fue adquirido en los remates del hotel plaza que datan de la misma época de la construcción del espacio original.

Por ejemplo, las mesas eran los antiguos escritorios de las habitaciones que conservan sus cajones originales.

Todos los muebles de Águila Pabellón son de la misma época que el edificio.

A la hora de encarar este proyecto, se buscó que vuelva a ser referente de reuniones importantes, de gastronomía de primer nivel y que, a la hora de hablar de su diseño, se destaque la puesta en valor que significa una humilde contribución al patrimonio histórico de la Ciudad.

Águila Pabellón hoy es un espacio cargado de historia con un interior contemporáneo.

2. Despacho Café

La idea de Despacho Café es ofrecer un ámbito simple que invite a tomar café y charlar un rato. Así se propone una caja de madera reciclada con guiños vintage en el equipamiento e iluminación.

Los muebles eran de antiguos despachos de pan y hay una intención de construir un lenguaje de espíritu de barrio entre la arquitectura y el equipamiento.

Despacho Café.

Junto al mostrador del servicio funciona un minimercado de productos donde se reúnen amigos, familia y vecinos.

El concepto en su totalidad, sumado el espacio exterior y su tendido de sombras, Despacho Café se pensó para generar una marca que puede adaptarse a distintos barrios, instalando un espacio de take away, merienda y desayuno, y delicatessen de mercadito.

El diseño interior de Despacho Café.

3. Baja América

Baja América es un lugar de mixtura entre comidas de distintas culturas y una carta que viaja por América. Una combinación entre la cocina de un chef y el expertise de un sommelier.

El espacio está pensado para sentarte a la mesa después de unas copas y que la visión de la cocina y sus preparados domine la escena.

El marco cromático, textil y de iluminación del lugar está pensado como un sueño. De esta forma, la escena que cuentan los textiles son olas, ondas que fluyen buscando una empatía con nuestra América.

El diseño de Baja América está pensando como "un sueño".

La ubicación del local, en un borde de barrio, tiene el plus del descubrimiento, por lo que se decidió apoyar con la sutileza de la gráfica.

Este pequeño y cuidado espacio permite vivir la experiencia de un viaje de sabores por Latinoamérica.

Baja América.

Fotos e info: gentileza PR Grupo Abridor.

Suscribite al newsletter de Para Ti Deco

Si te interesa recibir el newsletter de Para Ti Deco cada 15 días en tu mail con las últimas novedades e ideas inspiradoras sobre decoración & lifestyle, completá los siguientes datos:

Más información en parati.com.ar

   

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig