Belleza

La cuarentena afecta nuestra piel y pelo (Clara Hernández Gazcón nos dice qué hacer)

La dermatóloga Clara Hernández Gazcón como referente de #selloparati nos explica en qué medida nuestra piel y el pelo se ven afectados por el encierro. En esta nota nos cuenta qué podemos hacer.
Clara Hernández Gazcón es referente de #selloparati para hablar de skincare.

Clara Hernández Gazcón médica dermatóloga, especializada en niños (Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez) y en adultos (Hospital Houssay). Además, tiene una maestría en Medicina Estética (Escuela de Avicena).

Desde 2019 se integró al equipo de médicos que trabaja en el Centro de Investigaciones en Ingeniería de Tejidos y Terapia Celular (CIITT) con el objetivo de desarrollar técnicas para el rejuvenecimiento de la piel a través de la terapia celular. En Instagram es @dermatologiachg.

Y es una referente de #selloparati para hablarnos de todo sobre skincare. Esta vez nos habla de cómo la cuarentena afecta a nuestra piel y pelo.

El encierro se nota en nuestra piel

La piel es el órgano psicosomático por excelencia, pone en evidencia lo que muchas veces pensamos y sentimos pero callamos. Durante la cuarentena se evidencian varias alteraciones en la piel y en el pelo debido a los cambios de hábitos y al stress.

A nivel de piel podemos evidenciar cambios no solo a nivel facial sino también corporal. A nivel a facial al disminuir la exposición a factores exógenos como la contaminación y las radiaciones, la cara puede tener mayor seborrea (grasitud).

Aprovechá que estás en casa y hace tratamientos caseros. Foto: 123 RF.


En este punto es importante hacer hincapié en uno de los pasos más claves de la rutina facial: la limpieza. La frecuencia en que limpiamos la cara no debe ser mayor a dos veces por día pero sí podemos utilizar productos con mayor capacidad astringente o un método de doble limpieza para que la limpieza sea más efectiva.

Además podemos utilizar serums exfoliantes que nos ayuden a controlar el sebo y disminuir los poros, asociados a un último paso con geles antiage en lugar de cremas (aprovechando vehículos más livianos que no engrasen).

Consecuencias del barbijo

Otro punto no menor a tener en cuenta, es el hecho de que la piel no respira cuando está cubierta con el barbijo o tapabocas porque lo que pueden producirse desde eccemas hasta comedones y pústulas. La clave está en tener tapabocas que sean de algodón para que la piel no se irrite y no generen los eccemas. En cuanto a la formación de comedones y pústulas pueden evitarse intentando retirar el tapabocas en todos los momentos que sea posible y realizar una buena higiene y exfoliación de la zona.

Los productos para limpiar tu casa dejan “marcas”


En cuanto a los cambios corporales debido al uso más frecuente de productos de limpieza de hogar la piel puede resecarse e irritarse (sumado a la llegada de frío que también genera mayor sequedad).

Esto hace que necesitemos principalmente humectar y lubricar la piel. Si lo hacías previamente, vas a necesitar hacerlo con mayor frecuencia y utilizar cremas con algunos principios activos específicos. Por ejemplo, las cremas ricas en urea y vitamina A le permiten a la piel regenerarse y retener una mayor cantidad de agua por lo que nos ayudan a recuperar la piel dañada.

También la combinación de cremas y vaselina sólida suele lograr el cierre de las grietas en la piel y disminución de la aspereza y resequedad local.

Usá mascarillas y productos adecuados para tu tipo de piel. Foto: 123 RF.

El pelo también sufre

En cuanto al impacto de la cuarentena en el pelo, se evidencian en primer lugar un mayor registro de la cantidad de pelos que se caen por día y esto se debe principalmente a que debido a los cambios de locaciones del ser humano durante el día no podemos evidenciarlos tan fácilmente.

En segundo lugar, debido al stress se evidencia una mayor caída de pelo sumado a que en esta época del año el pelo normalmente puede caerse más debido al cambio de clima.

En tercer lugar, el encierro y el stress pueden generar mayores tics nerviosos que generan quiebres en la fibra capilar dañándola. También, se evidencia la aplicación de sustancias caseras (no preparadas para el uso capilar o en el cuero cabelludo) que pueden dañar o alterar su composición general.

Es importante consultar con los dermatólogos para evaluar los cambios en el pelo ya sea en densidad y en cantidad para poder instaurar de forma temprana un tratamiento que fortalezca el pelo y revierta su caída.

¡Te hace falta vitamina D!

El aislamiento tiene sin dudas sus impactos en el ser humano. La disminución y hasta ausencia de la exposición a la radiación solar, puede originar una menor activación de la vitamina D y su consecuente déficit.

Recordemos que el 90% de nuestra vitamina D se adquiere de forma endógena simplemente con un poco de exposición solar. Ahora bien, ¿es realmente tan importante? Lo es debido a que la vitamina D y sus derivados intervienen en la función de diversos sistemas como el sistema inmunológico, neurológico, psicológico y también a nivel osteoarticular.

La ausencia de vitamina D puede generar depresión, disminución de las defensas y osteoporosis entre otras cosas pero se desconoce con exactitud qué periodo de privación es necesario para generar ese déficit.

Por el momento no se considera necesario suplementar la vitamina D pero si es necesario incentivar a la población a realizar una exposición directa al sol durante media hora por día con fotoprotección. También es importante considerar que luego de terminado el aislamiento debería realizarse un dosaje de vitamina D en la población para hacer una detección rápida y temprano de probables pacientes en déficit.

Si te interesó esta nota, tené en cuenta que este tema será tratado el jueves 7 de mayo a las 16 en el Instagram Live que haremos con #selloparati. Durante el vivo podrás hacerle las preguntas que quieras a la Dra. Clara Hernández Gazcón.

Notas relacionadas