Kamasutra fitness (como no existe ¡había que inventarlo!)

Kamasutra
Una guía de Para Ti Fit junto con el sexólogo Patricio Gómez Di Leva con el top de las posturas sexuales del antiguo texto con mirada fit. ¿Listas para poner todo?  ¡Mente, alma y cuerpo!

Hay quienes aseguran que el Kamasutra debería ser un libro de lectura obligatoria. Lejos de ser un manual porno de posiciones sexuales, este texto es uno de los más antiguos de la historia (se piensa que fue escrito entre los años 250 y 550 d.C.).

“Sólo en un capítulo del libro se hace referencia a las posiciones sexuales, en el resto se habla de tópicos generales vinculados a la virtud, las realizaciones materiales, el amor, el placer o la gratificación sensorial y otras artes como danza, decoración, canto, cocina, lectura, escritura, poesía, arquitectura y comportamiento en la sociedad”, explica el sexólogo Patricio Gómez Di Leva.

Directo y atrevido, psicólogo especializado en parejas, Leva dedica gran parte de su tiempo a derribar mitos a través de su Instagram (@respuestasexual). Y el Kamasutra no se queda afuera. “El libro termina con una sección en la que se explica cómo ser una persona atractiva y cómo seducir sexualmente, y da algunas recetas para preparar distintos afrodisíacos para aumentar el vigor sexual. ¡Pero ahora nos vamos a centrar en algunas posiciones inspiradas en el Kamasutra original que requieren de un cuerpo y una mente entrenadas para el amor!”, adelanta el autor del libro Sexualidad inteligente.

La previa

Antes de arrancar, hay que tener en cuenta las advertencias del experto:  “Algunas de las posiciones requieren de fuerza, otras de flexibilidad o equilibrio. No te frustres si alguna no te sale porque el sexo tiene que ser como el yoga, un camino progresivo y seguro donde cada día podés un poco más. La idea no es convertirnos en acróbatas del sexo, pero si disfrutar de lo que un buen estado físico nos permite. Superando limitaciones y explorando todas las posibilidades de disfrutar”.

El perezoso

Kamasutra, el perezoso
El perezoso. Ilustraciones: gentileza @giauzcategui.

Él sólo se acuesta boca arriba, se relaja y a vos te toca el trabajo “duro”. Si estás acostumbrada a las sentadillas con peso, acá vas a tener que trabajar con el peso de tu cuerpo… pero tiene que ser una sentadilla bien profunda. Requiere fuerza en cuádriceps, glúteos e isquiotibiales. También se trabaja algo el equilibrio y es conveniente hacerlo sobre un piso firme o matt porque, si la cama es muy blanda, podés perder el equilbrio.

Ventajas: ideal para hombres con alguna dificultad de erección porque toda la sangre se concentra en su órgano sexual. Permite mirarse a los ojos durante el encuentro.

Advertencias: requiere de piernas muy fuertes y hay riesgo de que el pene salga de la vagina. Si el hombre es eyaculador rápido tiene que indicar el ritmo con las manos sobre las caderas de ella.

La carretilla

Kamasutra, la carretilla
La carretilla. Ilustraciones: gentileza @giauzcategui.

Esta posición es para una pareja fit ya que requiere de un esfuerzo compartido. Podés hacerla en semivertical (con las palmas apoyadas en el piso), pero tenés que tener unos abdominales y espinales trabajados para no terminar como una bolsa de papas. Él tiene que tener piernas firmes, pero el peso está compartido. Si no te sale, podés apoyar los antebrazos y hacer menos fuerza. Son dos variantes para ir pasando de una a otra. En la del dibujo la penetración es más profunda.

Ventajas: son casi dos posiciones en una. Podés ir variando el nivel de penetración y estimulación del clítoris. Trabajás brazos y hombros, también podés cambiar de apoyo y relajarlos.

Advertencias: no tiene contraindicaciones específicas.

La tijera

Kamasutra, la tijera
La tijera. Ilustraciones: gentileza @giauzcategui.

Es una posición en la que la estimulación y el trabajo se concentran en los órganos sexuales. No requiere de fuerza ni grandes destrezas. También se puede hacer con las piernas de los dos estiradas, aunque se pierde estimulación del clítoris y contacto visual.

Ventajas: la penetración es muy profunda y la estimulación del clítoris es directa e intensa. Es una buena posición para practicar entre chicas.

Advertencias: como todas las posiciones que permiten una penetración profunda, puede ser incómoda si su pene es considerablemente largo. Depende mucho de los cuerpos de ambos, pero hay que tener eso en consideración.

El arco del triunfo

Kamasutra, el arco de triunfo
El arco de triunfo. Ilustraciones: gentileza @giauzcategui.

Nivel de dificultad elevado. Probala solo si él es un yogui experimentado, o tiene un muy buen entrenamiento. Más allá de su estado físico, es necesario que lo ayudes y que no le cargues todo tu peso, a no ser que seas muy liviana. De esta posición pueden pasar a la posición en el aire y ya casi están para el Circo.

Ventajas: es muy diferente al resto de las posiciones. Te vas a sentir una amazona. La penetración es muy profunda. Podés regular la estimulación del clítoris balanceándote hacia adelante y hacia atrás. Esto sí que es una manera de aprovechar a un chongo flexible.

Puede interesarte

Desventajas: es sólo para un rato y para personas muy entrenadas.

La bailarina

Kamasutra, la bailarina
La bailarina. Ilustraciones: gentileza @giauzcategui.

Sólo para chicas flexibles y hombres fuertes. Acá el esfuerzo lo hacen los dos, sobre todo ella que se sostiene en una sola pierna y requiere de buena flexibilidad y equilibrio.

Los más experimentados pueden ir de esta posición a la posición arco del triunfo.

Ventajas: la conexión de las miradas. Penetración profunda. Buena estimulación del clítoris. Se trabajan las piernas y la flexibilidad.

Advertencia: requiere mucha flexibilidad de ella. Puede complicarse si hay mucha diferencia de alturas.

Conectar

Kamasutra, conectar con tu pareja
Cómo conectar con tu pareja. Ilustraciones: gentileza @giauzcategui.

Les dejo otra opción para terminar conectados y en armonía. Ésta es sólo una guía, pero sabemos que la sexualidad se aprende con un poco de teoría y mucha práctica y creatividad. Animate a probar, a experimentar diferentes variables, pero no se olviden que lo más importante es la conexión, estar presentes, sentirse, cuidarse y disfrutar de cada centímetro de ese momento único en el que ustedes se eligieron para compartir lo más valioso que tenemos: nuestro tiempo, nuestros cuerpos, nuestras mentes y nuestros corazones.

También te puede interesar: ¿Las personas entrenadas tienen mejor sexo que las sedentarias?

Ir Arriba