Conocé las ventajas de que los niños aprendan idiomas desde muy chiquitos – Para Ti
 

Conocé las ventajas de que los niños aprendan idiomas desde muy chiquitos

No se confunden, al contrario. Aprender dos lenguas diferentes al mismo tiempo los ayuda a comprenderlas mejor. Te contamos todo al respecto.
Lifestyle
Lifestyle

Los bebés nacen con la mente abierta, preparada para aprender y responder a los estímulos que se le dan desde la cuna. Apenas balbucea, pero su cerebro está genéticamente capacitado para reproducir todo el rango de idiomas que existe en el mundo. Sólo la orientación es cultural y se la darán los padres a medida que el niño crece. Además, el oído del bebé está muy desarrollado desde el nacimiento y es capaz de distinguir las palabras de los ruidos.

Con estos dos puntos a favor, los especialistas hacen hincapié en las ventajas de que los niños aprendan a hablar una nueva lengua desde que dan sus primeros pasos.

Los beneficios de aprender desde pequeños

Según demuestran diversos estudios, los bebés son más permeables al aprendizaje porque, desde el nacimiento, el cerebro configura y establece conexiones neuronales cuando se les habla en determinado idioma. El resultado es que pueden comprender cada lengua con total naturalidad.

Hasta los 3 o 4 años, esta capacidad se mantiene intacta, pero a partir de entonces comienza a perderse paulatinamente y se calcula que a los 10 años en adelante la instrucción de otro idioma se da cada vez con menos facilidad.

La diferencia está en el manejo que se tiene de dicho idioma a la larga, ya que un temprano aprendizaje conlleva a un manejo automático, similar al de la lengua materna, mientras que cuanto más tarde sea, mayor es el esfuerzo mental para utilizarlo.

También se ha verificado que los bebés pueden diferenciar las palabras de los ruidos y el silencio. A la primera semana de vida, reconoce la voz de la madre. El hablarle transmite cariño, lo estimula y le enseña a expresarse y comprender el mundo que lo rodea con la lengua materna. Si se le suma otro idioma, podrá distinguirlos y comunicarse con ambos sin ningún tipo de problemas.

El inglés en la escuela

Debido a que es una materia obligatoria, las escuelas enseñan desde el primer grado el inglés. Por otra parte, están los colegios bilingües, en los que se aprenden los mismos contenidos en ambos idiomas. La casa aporta el contexto para contribuir en este aprendizaje. Además, los niños estimulados desde el hogar tienen mayor facilidad para manejar y mejorar su uso de la segunda lengua.

Sin embargo, los especialistas recomiendan que el incentivo desde las familias se dé antes de que inicie la educación en los colegios, ya que si no se empieza cuando la capacidad de aprender otro idioma comienza a limitarse por el avance del desarrollo neuronal.

¿No se le confunden los idiomas?

Los bebés reconocen los sonidos desde muy pequeños. Foto: 123 rf

No todos están a favor de que se aprenda otro idioma desde una edad tan temprana. Hay quienes aseguran que esto puede interferir o retrasar el desarrollo lingüístico y traer problemas con el habla de la lengua materna. Sin embargo, no existe ninguna prueba de que esto así sea.

De hecho, la experiencia demuestra que los niños expuestos a más de un idioma tendrían mayor desarrollo cerebral, serían dueños de una mente más lúcida y podrían aprender más de tres lenguas con más facilidad.

Incluso, los bebés tienen la capacidad de distinguir visualmente la gesticulación y el tono de una y otra lengua con perfecta normalidad. El cerebro incorpora estas diferenciaciones sin mayores dificultades.

A su vez, en hogares donde se habla dos idiomas o uno diferente al país en el que se vive, los niños tampoco han mostrado dificultades en aprender y manejar ambos idiomas. ¿En síntesis? Cuanto antes tu hijo empiece a incorporar un segundo idioma, mejor.

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig