Downton Abbey: llega una película “fuera de serie”

Tras seis temporadas como éxito internacional y cuatro años después de su despedida, Downton Abbey vuelve, y con una sorpresa: Lady Mary y los Crawley están de regreso en formato película. Te adelantamos cómo será.

¿Qué fan no soñó alguna vez con el reencuentro de su elenco favorito? Desde series recientes como Game of Thrones, pasando por los 25 años de Friends, o Beverly Hills 90210 o ¡hasta Dinastía!

Para los seguidores de Downton Abbey esto es una realidad. Cuatro años después de su final, el show británico que fue un suceso mundial regresa intacto pero en versión Downton Abbey, la película.

La condesa de Grantham (Elizabeth McGovern) y sus hijas, Lady Mary (Michelle Dockery) y Lady Edith (Laura Carmichael) en la versión cinematográfica de Downton Abbey. Fotos GENTILEZA UNITED INTERNATIONAL PICTURES/ Archivo Atlántida.

Downton Abbey, la película terminó de rodarse en 2018 y se acaba de estrenar en Gran Bretaña. A la Argentina le toca dentro de muy poco, el 21 de noviembre.

Así, si te perdiste las seis temporadas, los 52 capítulos –no los tenés por Amazon Prime Video– o bien estás ansiosa por ver más, acá los tenés: la historia de esta aristocrática familia con todo su estilo de vida a principios del siglo XX creada por Julian Fellows regresa con todos sus condimentos: la trama, la época, el ambiente, los actores y… ¡el vestuario! Todo eso que la hizo un éxito mundial entre 2010 y su ansiado final en 2015: “Yo escribí el último episodio de la serie y me dije: ‘esto fue todo. Éste es un adiós’”, remarca el mismo Fellows, titiritero de la serie quien luego se vio en la misión de retomar.

La historia continúa

Esta versión cinematográfica de Downton Abbey no será un resumen de la serie ni un revival, sino una continuación. Un bonus track hecho a pedido del público, ansioso por ver el regreso de los Crawley: del Conde (Hugh Bonneville) y de la condesa de Grantham (Elizabeth McGovern). De la distante pero encantadora Lady Mary (Michelle Dockery), de Lady Edith (Laura Carmichael), el cuñado Branson (Allen Leech) y de la extraordinaria Lady Violet, condesa viuda de Grantham (una magnífica Maggie Smith cuyas frases ameritan ser inmortalizadas en sobrecitos de café).

Desde cuando incluyó en la trama el uso del teléfono, la electricidad, los avances de la medicina, el tren y los automóviles, Downton siempre se mantuvo fiel a los eventos de época. Así, la película no sólo retomará los esplendorosos decorados de época y fastuosos escenarios, también seguirá fiel a replicar situaciones: como el caos que puede significar ¡la visita de una reina! Y para hacerte una idea del revuelo que puede generar la inesperada llegada de los reyes de Inglaterra –el rey George V y la reina Mary, parte de la historia principal–, recordá el revuelo que causa cada aparición de las duquesas de Cambridge o de Sussex en cualquier lugar del mundo, ¡y multiplicalo!

La trama de Downton Abbey estará inspirada en un viaje real de los reyes de Inglaterra a Wentworth Woodhouse (aunque se ambientará en 1927). “Busqué un hecho que uniera a los personajes. Pudo haber sido una epidemia, un incendio, una guerra… pero no quería eso. Quise que fuera un evento positivo que los involucrara a todos. Estaba leyendo un libro que hablaba de la visita de los reyes y me dije, ‘¡esto es!’, explicó Fellows, ganador del Oscar a Mejor Guion por Gosford Park. Aplausos para él que no deja nada librado al azar.

Así se despidió la serie en 2015. Con altas y bajas (Maggie Smith, imprescindible), pero el mismo encanto. Downton Abbey regresa directo a la pantalla grande. Fotos GENTILEZA UNITED INTERNATIONAL PICTURES/ Archivo Atlántida.

Así, también veremos un desfile real en el que todo detalle es milimétricamente revisado por Alastair Bruce, asesor histórico de la serie. A él se sumó nada menos que uno de los mayordomos de la reina Isabel II. Se trata de Downton Abbey y nada de fallos en el protocolo en su obra mimada: no por nada la serie logró sus 69 nominaciones a los premios Emmy y reconocimiento internacional.

Destino: Downton Abbey

Dejar la casa de los Crawley en lo alto ante semejante visita es algo que compromete tanto a los habitantes “de arriba” (los aristócratas dueños de casa) como “de abajo” (el servicio), así era como se diferenciaban los roles a inicios del siglo XX. En la pantalla grande vas a poder ver el regreso de Carson (Jim Carter), un pilar de la señorial casa junto a personajes como la “señora Hughes” (hoy Hughes-Carson). También a Barrow, a Andy Parker, Molesley, la prima Isobel, la adorable Daisy y la siempre al pie del cañón “señora Patmore”.

Reunir a tantos personajes no fue fácil: mérito del productor Gareth Neame “que persistió y nos empujó a todos en la dirección correcta, animándonos a tomarnos de las manos y saltar todos juntos a la piscina”, destacó Hugh Bonneville (Notting Hill y Paddington). “Es que no podés hacer esto con sólo una pequeña parte del elenco. Fue genial que todos estuvieran a bordo”, coincidió Michelle Dockery. Porque, ¿alguien imagina Downton Abbey sin Lady Mary? A ella justamente le tocó enfrentar muchos de los cambios que se avecinan. El inicio del fin de un estilo de vida donde nadie concebía vivir sin mayordomos, amas de llave, mozos y camareras… “Cambios. Aunque en el fondo de su corazón creo que ella nunca lo dejará ir. Significa mucho para ella y las personas que trabajan para los Crawley. Es una familia y creo que eso es lo que hace que la gente ame este film”, describió la actriz británica, que le debe a la serie todo su éxito internacional.

Puede interesarte

“Es una familia y creo que eso es lo que hace que la gente ame este film”, expresó Michelle Dockery, estrella del show. Fotos GENTILEZA UNITED INTERNATIONAL PICTURES/ Archivo Atlántida.

El elenco se mostró feliz con esta nueva oportunidad de retomar sus papeles como si nada hubiera sucedido en estos cuatro años. Especialmente esos pequeños engranajes que lo hacen funcionar todo: personajes como Anna y John Bates. También Henry Talbot (Matthew Goode, el actor de Match Point) porque no olvidemos que, cuando dejamos la trama, la joven viuda y doblemente Crawley Lady Mary se había convertido en Lady Mary Talbot. Este nuevo guión de Fellows ya no tendrá a Rose (Lily James, a pleno con films como Yesterday), pero sí a Max Brown (The Royals) e Imelda Staunton (Harry Potter) que en la vida real está casada con el fiel Carson e interpretará a la prima de Lady Violet. Será tiempo de ver cómo los personajes evolucionaron y enfrentan ajetreados semejante evento.

Una versión con más “poder femenino”

La película tendrá muchos de los atractivos de la serie original: desde la gastronomía –la visita real implica una elegante cena y poner en práctica lo de “poner la mejor vajilla”–, la belleza –basta recordar el episodio donde Lady Mary se animó a cortarse el pelo muy años ‘20– y la siempre esperada moda… Imaginate: si los Crawley ya eran elegantes, todo lo que pondrán en juego con la llegada de una reina y un gran baile.

No faltarán toques de humor ni guiños a la modernidad –mucho women power entre hermanas– y también habrá espacio para quienes siempre amaron los paisajes de Yorkshire y abrazan el turismo. Eligieron pueblos como Lacock –que también se usó para filmar Orgullo y Prejuicio, entre otras películas– como destino de viaje: “El pueblo donde filmamos se sintió un poco sobrepasado con la cantidad de turismo que está recibiendo –destacó Bonneville–. Tienen un mapa donde los visitantes marcan de qué lugar del mundo vienen y ¡es extraordinario! Hay muchos de los Estados Unidos, del Lejano Oriente y de Sudamérica”, detalló el actor. El film también implicó volver a filmar en el majestuoso Highclere Castle, ícono como set de filmación donde también reciben miles de visitantes cada día.

“Sólo espero que los fanáticos de la serie no se sientan decepcionados con el film”, declaró Fellows. No lo están. Lo cierto es que Downton Abbey logra, aun antes de verla, que ya estemos pensando en “¡Una más y no (molestamos) más!”.

Ir Arriba