News

Winona Ryder habló y nos dio más razones para amar a Keanu Reeves

Winona Ryder reveló gestos antisemitas y maltratos en Hollywood. Y entre tanta oscuridad, la actriz también se encargó de destacar a Keanu Reeves como una de las personas más valiosas de la industria.
Winona y Keanu y una amistad que lleva décadas.

La actriz Winona Ryder (mejor conocida como “la mamá de Will en Stranger Things” por las nuevas generaciones) contó cómo surgió su amistad incondicional con Keanu Reeves.

A los 48 años, Winona (ídola indiscutida de la Generación X, con films como Eduardo, Manos de Tijeras y Drácula) reveló gestos racistas y maltratos en Hollywood y puso a Keanu Reeves del lado de los que hacen algo para evitarlo.

Winona Ryder denunció maltratos en Hollywood y elogió a Keanu Reeves

Fue durante sus entrevistas por el estreno de su miniserie “The Plot Against America” sobre una familia judía en los Estados Unidos tras la segunda Guerra Mundial.

Winona Ryder contó sus propias experiencias con el antisemitismo y maltratos sufridos en la industria. La actriz -cuyo nombre real es Winona Horowitz, de herencia judía- contó cómo una vez le negaron un papel para interpretar a un miembro de una monarquía “por parecer demasiado judía”.

Keanu Reeves y un gesto que lo cambió todo.

Que, en más de una ocasión, la descolocaron con frases como “¿En serio sos judía? ¡Pero si sos tan linda!”

La mamá de Will en Stranger Things también relató un hecho que vivió en su época de oro (cuando filmaba éxito tras éxito y era la actriz más codiciada) en el set del film Drácula (1992) donde donde trabajaba junto al por entonces también joven Keanu Reeves.

Keanu y Winona, eternamente amigos

Keanu Reeves dio un paso al frente y paró el matrato. Un gesto que Winona nunca olvidó.

Winona contó como el director -nada menos que Francis Ford Coppola– quiso lograr que la actriz de 20 años rompiera en llanto para una escena. Para eso, reunió a los miembros masculinos del set y les ordenó que comenzaran a llamar a Winona “puta” y a gritarle cosas feas.

Keanu Reeves se opuso y enfrentó al reconocido director.

Keanu y Winona, amigos desde entonces.

“Francis estaba tratando de hacer que todos me gritaran cosas que me hicieran llorar. Pero Anthony Hopkins y Keanu Reeves se negaron”.

Los amigos actuaron juntos otra vez en “La Boda de mi Ex”

Ése fue un gesto que Winona nunca olvidó. La actriz contó que eso inició su reconocida amistad con Reeves, la misma que los llevó a trabajar juntos en varias ocasiones: “A Scanner Darkly” (2006), “La vida privada de Pippa Lee” (2009) y “La boda de mi ex” (2018).

El placer de trabajar con amigos

Hollywood necesita más Keanu Reeves y menos Mel Gibson

Winona en su rol como madre en Stranger Things. Foto: gentileza Netflix

Pero eso no fue todo. En realidad lo que más resaltó entre las confesiones de Winona Ryder y la industria Hollywoodense fue un incidente que tuvo con Gibson hace 25 años.

Fue en medio de una fiesta, en 1995, cuando el actor y director -con varios antecedentes de antisemitismo en su haber– la llamó una “esquivadora de hornos”, en clara referencia al Holocausto y el exterminio de prisioneros judíos en los campos de concentración.

La industria de Hollywood necesita cambios. Winona Ryder y sus declaraciones sobre antisemitismo.

Que el actor y director (por entonces en la cima, con hitos como “Mad Max”, “Arma Mortal” y “Corazón Valiente“) había increpado a Winona en plena conversación diciéndole: “Vos no sos una ‘evasora de hornos’, ¿verdad?“.

Y Gibson fue más allá con su agresión. Winona Ryder contó cómo también hizo un comentario homofóbico hacia uno de sus amigos. “Estábamos todos hablando y le dijo a mi amigo, que es gay: ‘Esperá, ¿voy a contraer SIDA?!'”.

Winona espera que al hacer públicas estas acciones se generen cambios. Más Keanus en su vida y menos Mel Gibsons.

Al ritmo de los últimos acontecimientos con la muerte de George Floyd, Hollywood (como el mundo) finalmente están cambiando. Uno que espera por más personas como Keanu Reeves y menos Mel Gibsons.

Notas relacionadas