Falafel de garbanzos y remolacha: mirá el video de la receta

¿Hace falta decir que la comida vegetariana puede ser tan rica como original? El influencer gastronómico Agustín Oberto lo vuelve a demostrar con esta genial receta súper saludable.

Falafel de garbanzos by Agustín Oberto. Foto: captura de pantalla.

El falafel es una croqueta riquísima, típica de la gastronomía árabe. “Sin embargo, la reversioné poniéndole un toque de color, además de aprovechar los beneficios de la remolacha, siendo esta una importante fuente de fibras, vitaminas y minerales”, adelanta el periodista y cocinero Agustín Oberto.

Falafel de garbanzos y remolacha

Así lo hace el especialista gastronómico @agustina_oberto

Puede interesarte

Ingredientes:

  • 350 g garbanzos secos (previamente cocidos) o los enlatados.
  • 1 cebolla morada chica picada
  • 1 remolacha chica previamente cocida
  • 1 diente de ajo picado
  • 1 cda perejil finamente picado.
  • 50 gr de harina de garbanzos (se puede reemplazar por harina común 000)
  • ¼ cdta de pimienta de cayena.
  • ½ cdta de comino.
  • ½ cdta de curry suave
  • 1 cdta de sal

Aderezo de yogur griego:

  • 200 gr de yogur natural
  • 1 diente de ajo rallado
  • Sal c/n
  • Jugo de 1/2 limón
  • 2 cdas de menta o albahaca fresca picada

Procedimiento:

  1. Nuestros protagonistas son los garbanzos. Para poder cocinarlos, ponelos en remojo la noche anterior para que estén perfectamente hidratados. Y sino, es mucho más práctico utilizar los garbanzos en lata.
  2. Por otro lado, herví la remolacha o hacela al vapor (yo prefiero más esta opción). Tratá de escurrirla muy bien con un colador y papel absorbente, para eliminar el exceso de agua. Cortala en cubitos y reserva.
  3. En un bowl ponés los garbanzos ya cocidos y escurridos. Sumá la remolacha y con una mixer procesas bien todo, hasta formar un puré.
  4. Luego incorporá la cebolla morada y el diente de ajo picados. Por último 1 cucharada de perejil fresco también finamente picado.
  5. Sumamos la harina de garbanzos, nuestras especias y salpimentamos al gusto. Mezclamos muy bien todo con la ayuda de una cuchara.
  6. Luego con las manos formamos una bolita, la rebozamos en avena extrafina y le vamos dando la forma del falafel, que no deja de ser una especie de albóndiga veggie pero más ovalada.
  7. Los freímos en aceite caliente, pero ojo con que no esté tan caliente porque se nos pueden quemar por fuera y no cocinar bien por dentro. Escurrir sobre papel absorbente.
  8. Para el aderezo, ponemos el yogur, hojas de albahaca o de menta, el jugo de medio limón, ajo y sal y mezclamos bien todo. Reservamos en la heladera hasta la hora de servir nuestro plato.
  9. Emplatamos con hojas de menta o también sobre un colchón de hojas verdes, y nuestro aderezo por encima. ¡Ahora sí a disfrutar!

También te puede gustar: Donuts de chocolate saludable: una receta express total

View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Ir Arriba