Julieta Díaz habló por primera vez de su hija que tiene parálisis cerebral: «Es algo de por vida» – Revista Para Ti
 

Julieta Díaz habló por primera vez de su hija que tiene parálisis cerebral: "Es algo de por vida"

La actriz, que siempre resguardó la intimidad familiar, decidió profundizar sobre la condición de Elena y celebró los avances positivos logrados gracias al tratamiento médico de rehabilitación. 
News
News

Elena Antonia, de seis años, es el fruto del amor entre Julieta Díaz y Brent Federighi. La pequeña tiene parálisis cerebral. La actriz siempre fue muy reservada a la hora de hablar del tema, de hecho, la recién el año pasado dio algunos detalles Pero este sábado, en una entrevista radial, decidió profundizar sobre la condición de la niña y celebró los avances logrados gracias al tratamiento médico de rehabilitación.

“No se cura, se puede tener un nivel de vida y de cotidianidad más fácil o menos fácil, en realidad, porque hay diferentes grados de parálisis cerebral. Puede ser algo muy leve o una cuadriplejia”, explicó en diálogo con Catalina Dlugi en Agarrate Catalina por La Once Diez.

La chiquita nació el 13 de diciembre de 2014 y sufrió hipoxia. Se trata de una deficiencia de oxígeno en la sangre, células y tejidos del organismo: por este motivo, tuvo que estar varios días internada en neonatología para poder recuperarse.  Julieta tenía la idea de parir en la casa, pero algo la llevó de desistir de esa opción. Esto terminó siendo altamente beneficioso teniendo en cuenta que el caso iba a complicarse si se hacía bajo esa metodología.

La parálisis cerebral de Elena “es leve”, según contó, y avanza a pasos agigantados. “Es algo de por vida, es una prueba que ella tiene, pero está bárbara”, aseveró. Teniendo en cuenta que está divorciada, la pequeña pasa una semana con cada uno de sus papás. La cuarentena por la pandemia de coronavirus los obligó a compartir gratos momentos juntos, profundizando el vínculo.

“Hubo algo nuevo cuando no salía de la casa. Pude estar muy presente con mi hija y aprendí a jugar con ella de una manera más relajada. Bajé exigencias respecto al juego. Simplemente estar presente y jugar con lo que uno pueda. Fue agotador, como pueden ser los hijos y la casa, pero por momentos era muy gratificante”, completó.

Más información en parati.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig