Cuidá tu pelo: qué datos y tips tenés que tener en cuenta para mantener tu cabellera sana – Para Ti
 

Cuidá tu pelo: qué datos y tips tenés que tener en cuenta para mantener tu cabellera sana

Evitar la caída y el quiebre del cabello y cuidarte de realizar una decoloración sana son algunos de las acciones que no podés olvidar.
Belleza
Belleza

Espejo, Espejo: ¿quién tiene el pelo más bonito?”, podría consultar una villana de película animada mientras acaricia su cabellera frenéticamente. ¿Por qué podríamos empatizar con este personaje?

El cabello es un elemento vital en nuestras vidas: define nuestra personalidad, nos gusta utilizarlo como forma de expresión, amamos cuidarlo e incluso puede reflejar nuestro estado de salud del momento. Es por eso que tanto la villana como cualquiera de nosotras le presta atención especial al estado de nuestro pelo.

¿Por qué debemos evitar el daño en nuestra cabellera?

Un pelo mal cuidado puede generar una serie de problemas que preferiríamos evitar: cabello reseco, puntas partidas, falta de brillo, quiebre y caída del pelo, entre otros.

Damos por hecho que nuestra cabellera siempre va a estar intacta, pero, al igual que cualquier otra parte del cuerpo, si se descuida puede sufrir y dañarse de manera grave.

¿Qué podemos hacer para evitar el pelo dañado? Seguí leyendo que te damos algunos tips.

Decoloración: ¿prohibida o permitida con cuidados?


¿Deberíamos olvidarnos del decolorado?

La decoloración es un proceso que da resultados para aquellos que buscan aclararse el pelo; se logra gracias a elementos que abren la cutícula del pelo para barrer la melanina (la que genera el color en el cabello).

Al eliminar el color natural del pelo, se modifica la estructura de la cutícula, debilitando y afinando el cabello. Cada pelo reacciona distinto a este proceso químico, pero todos reaccionan sensiblemente a la decoloración, debiendo actuar cuidadosamente.

La realidad es que la decoloración puede ser llevada a cabo sin problemas para tu salud, solo debés seguir los siguientes consejos:

Siempre realizar este proceso con un profesional, lo barato muchas veces puede salir caro y es mejor dejar la decoloración en manos de alguien que se dedica al cuidado del cabello

Pasar 2 o 3 días sin lavar el pelo antes de ir a la peluquería, para que los aceites naturales del cuero cabelludo actúen minimizando el impacto del proceso.

Después del tratamiento, utilizar shampoos y acondicionadores con propiedades regeneradoras: el Shampoo Regeneración Extrema de Dove y el Súper Acondicionador 1 Minuto Factor de Nutrición 80 son opciones ideales para este propósito, que ayudan a reparar el daño más extremo causado por decoloraciones, coloraciones, alisados u otros procesos químicos.

¡Cuidado con la temperatura de la ducha!

Pocas cosas generan más placer que una ducha caliente luego de un día agitado. Sin embargo, si el agua está demasiado caliente puede generarle problemas a tu pelo.

El agua en temperaturas muy altas genera sequedad y frizz en el cabello, además de que puede generar lesiones en el cuero cabelludo o consecuencias de la sequedad como caspa o picazón.

La temperatura de agua ideal para el cabello es entre 16 y 20 grados, ya que lo limpia disolviendo la grasa; además, evita la porosidad generada por el agua caliente y el achatamiento del movimiento natural del pelo que genera el agua muy fría.

Esta última es recomendada para la parte final del lavado, ya que, al tener la propiedad de dejar la cutícula más cerreda, genera un toque de brillo extra en el cabello,

Secador de pelo y ponytails: no lo sabías, pero pueden dañar tu cabellera

El secador no debería ser parte de tu rutina diaria: puede generar quemaduras en las raíces y rupturas en el pelo.

El secador de pelo es un gran salvador para generar looks secando nuestro cabello, pero hay algo que seguro no sabías: pueden provocar sequedad y rupturas, por la exposición del pelo a altas temperaturas.

Al quemarse, el pelo genera burbujas en su interior hasta fracturarse y alterando la fibra capilar; esto puede terminar derivando en un pelo poco saludable y dañado.

Para evitar estos escenarios, lo recomendado es que haya una distancia de no menos de 30 centímetros entre la punta del secador y tu cabeza, además de intentar no utilizar este elemento durante todos los días, sino día por medio.

El pelo recogido también tiene potenciales daños en el pelo. El look ponytail es muy cómodo, pero lamentablemente también produce rupturas por el exceso de tironeo que genera en el pelo.

Este tironeo genera inflamación en los folículos pilosos (la parte de la piel que da crecimiento al cabello): una inflamación excesiva puede ser causante de cicatrices y pérdida de cabello.

Lo recomendable es no utilizar durante muchas horas el recogido, además de tratar de evitar que sea tu look de todos los días.

Alimentación y estrés: dos grandes causantes de problemas capilares

La alimentación desbalanceada es un gran generador de alopecia y problemas en el cabello. La falta de proteínas saludables y de hierro (producto de la ausencia de alimentos como las legumbres, verduras y huevos, entre otros) puede causar caída de cabello, además de otros problemas de salud.

El estrés es otro fantasma del que cuidarse: niveles altos de estrés pueden causar la pérdida de hasta tres cuartos del cuero cabelludo, incluso generando una condición crónica.

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig