La historia de amor de Marcela Kloosterboer y Fernando Sieling: están juntos hace 15 años, tienen dos hijos y cultivan el bajo perfil – Revista Para Ti
 

La historia de amor de Marcela Kloosterboer y Fernando Sieling: están juntos hace 15 años, tienen dos hijos y cultivan el bajo perfil

Son súper compañeros pero, a la vez, les gusta mantener su independencia.
News
News

Marcela Kloosterboer y el ex rugbier Fernando Sieling iniciaron su romance en 2007, y siete años más tarde decidieron formalizar su relación: se casaron por Civil el 7 de noviembre de 2014 y una semana después en la iglesia Santa Teresa del Pilar.

"Es muy sencillo, puro, generoso, compañero y seguro de sí mismo. Él me enseña todo el tiempo a tener otra mirada sobre las cosas. Lo bueno de estar a su lado es que me hace bien y saca lo mejor de mí. Nos complementamos como personas y nos acompañamos sin perder nuestra independencia. Creo que eso es fundamental", aseguró la actriz en una entrevista con la revista ¡HOLA!

El 22 de marzo de 2016 nació Juana, su primera hija, y el 29 de mayo de 2019 llegó Otto. La pareja mantiene un perfil súper bajo, a tal punto que el empresario ni siquiera tiene redes sociales. Sin embargo, de tanto en tanto Marcela comparte algunas fotos familiares con sus casi 3 millones de seguidores.

"Cuántas cosas vivimos, momentos muy felices y muy malos también, compartiendo la vida. Acompañándonos siempre y manteniendo nuestra individualidad. Y lo mejor de todo, nuestros hijos. Lo escribo y sonrío de pensar en ellos y lo enamorados que nos tienen. Gracias mi amor. Te amo", expresó Kloosterboer en noviembre de 2020, al celebrar los 13 años de su primer beso con Sieling.

Y uno de sos malos momentos a los que hizo referencia la actriz tiene que ver con la internación que atravesó su marido en octubre de 2016 en el área de salud mental del Hospital Italiano. "Fue un pico de estrés. Se dijeron disparates… Lo cierto es que no tengo que dar explicaciones de mi vida privada; preferí apagar la tele, no leer ningún portal y no enterarme de nada", señaló a Gente un año después.

Dos años después, el matrimonio hizo su primera escapada romántica sin su hija Juana (Otto aún no había nacido) a un lugar muy especial. "Con Fer nos llevamos bárbaro. Somos grandes compañeros y disfrutamos compartiendo distintas cosas, como venir a esquiar; es un plan que repetimos desde antes de ponernos de novios y nos encanta", contó ella a Teleshow. Y reveló por qué les gusta tanto llevar a cabo esa actividad: "Esquiamos en equipo. A los dos nos gusta tirarnos por cualquier lado y si uno se queda atrás, el otro le hace aguante. ¿Sabés qué es la montaña para nosotros? Un símbolo de unión".

Más información en parati.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig